Lescano encara un nuevo desafío, correr el maratón de Los Ángeles

Miguel Lescano no le pone límites a sus deseos de ganar experiencia en las mejores maratones del mundo. El atleta paralímpico montará nuevamente su silla de competencia para correr el próximo domingo el maratón (42,195 km) de Los Ángeles, en Estados Unidos, siendo el único argentino en la categoría de silla de ruedas. 
En la madrugada de mañana viajará hacia su nuevo destino con el objetivo de estar entre los 20 primeros de su división y ganar experiencia frente a corredores profesionales, que no tiene los mismos obstáculos económicos, pero que tienen en común la superación personal. 
A los 14 años Miguel sufrió un accidente automovilístico que lo dejó sin poder caminar para el resto de su vida. Con el tiempo superó esa discapacidad y encontró en el atletismo un cable a tierra; de las competencia locales pasó a las nacionales y en los últimos dos años comenzó a competir fuera del país. 
El año pasado, en Minesotta, consiguió la marca (1h45m) que ahora le permite ser uno más en el maratón de Los Ángeles; además, adquiere algunos de los beneficios que la organización brinda, como hacerse cargo de la mitad del costo del pasaje hacia esa ciudad.
“Estar entre los 20 primeros va a ser como tocar el cielo con las manos”, asegura Miguel, de 48 años y empleado en la Dirección de Tránsito de nuestra ciudad. La consigna es clara y está lejos del resultadismo que muchas veces quiere imponerse en el deporte argentino. Estar entre los mejores 20 será para Lescano un buen resultado puesto que competirá con al menos 80 inscriptos en su categoría, muchos de ellos profesionales que viven exclusivamente para correr. 
“No nos podemos comparar con los profesionales, son muy grosos. Lo importante de todo esto, además de competir, es llenarme de experiencia. Cuando estás junto a ellos ves que son todos iguales, no son todos Superman. Simplemente ellos tienen una dedicación especial, entrenan a conciencia y cuidan su alimentación”, agregó Lescano. 
“Lo que yo hago no es magia, requiere mucho esfuerzo tanto físico como económico”, cuenta el atleta que viene pagando los gastos del viaje en cuotas desde principios de año. “Toda esa experiencia que gano en competencias internacionales las vuelco aquí, con los chicos que entrenan conmigo”, señaló el salteño, que está al frente de la escuela de atletismo adaptado que desarrolla sus actividades en el Legado Güemes. 

  • Miguel Lescano también tiene como objetivos a futuro poder competir en otros grandes maratones del mundo, la lista incluye Nueva York, Boston, Tokio, Londres y Japón. 
  • Para correr en Los Ángeles entrena desde el 2 de enero; realizaba un recorrido de 45 kilómetros y tres horas de hand bike (bicicleta de mano), más trabajos en gimnasio. 
  • Miguel también tiene como objetivo sumar a Mauro Chocobar a las competencias internacionales. El juvenil ya ha logrado buenos resultados en carreras disputadas en nuestro país. 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...