El Gobierno de Sri Lanka cree que un grupo islamista local, el National Thowheeth Jama’ath (NTJ), está detrás de los atentados suicidas que causaron 290 muertos en Sri Lanka.

Las autoridades locales investigan eventuales vínculos de esta organización con grupos extranjeros. “No vemos cómo una pequeña organización en este país puede hacer todo esto”, declaró el vocero del gobierno, Rajitha Senaratne.

“Investigamos una eventual ayuda extranjera (al grupo) y sus otros vínculos, cómo formaron a los kamikazes, cómo produjeron las bombas”, agregó.

Una nota difundida hace diez días a los servicios de policía de Sri Lanka alertaba de que el NTJ preparaba atentados contra iglesias y la embajada de India en Colombo. Esta información estaba basada en un aviso de “una agencia de inteligencia extranjera”.

El grupo, poco conocido, estuvo relacionado el año pasado con actos de vandalismo contra estatuas budistas. Los ataques del domingo no fueron reivindicados.

Por otra parte, la policía de Sri Lanka descubrió hoy 87 detonadores en una estación de autobuses de la capital, Colombo, al día siguiente de la ola de atentados suicidas. “Se hallaron 87 detonadores en la estación de autobuses privada Bastian Mawatha de Pettah”, un barrio de la capital esrilanquesa situado a medio camino entre los hoteles y la iglesia donde el domingo se registraron explosiones, anunció la policía en un comunicado.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...