Después de mucho tiempo, la Primera Nacional no tendrá como protagonista en las encuentros finales a clubes del interior del país. Este año el primera ascenso quedó en manos de Tigre que venció a Barracas Central en la gran final; y tras definirse los cuartos de final del reducido, Almirante Brown dejó en el camino a Independiente Rivadavia y Ferro Carril Oeste a San martín de Tucumán. 

A primer turno, la Fragata pudo superar a la Lepra mendocina, en un duelo previsto inicialmente para el domingo, pero que un problema eléctrico derivado de la gran cantidad de lluvia que cayó sobre Buenos Aires, obligó a postergar. Fue entonces que con 1-0 cerrado, gracias a un gol de penal convertido por Diego García, la Fragata se quedó con la llave, luego del empate (1-1) que había logrado en Mendoza.

Para Almirante Brown, ahora, el rival será Barracas Central, que viene de perder la final por el primer ascenso contra Tigre y llegará descansado a la serie a doble partido y con diferencia de gol. 

Más tarde fue el turno de la revancha entre Ferro y San Martín de Tucumán, tras la ida ganada por el conjunto Verde en la Ciudadela por 3 a 1. Esa diferencia le permitió salir a jugar con tranquilidad ante su público, aunque en el complemento el Ciruja se lo llevó por delante, convirtió por intermedio de Agustín Aleo en contra y estuvo cerca de llegar a los penales.

El rival de Oeste será otro histórico que quiere volver a Primera como Quilmes, que por penales el sábado eliminó a Deportivo Morón.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...