Lucía Galán habló del supuesto embarazo que no fue con Maradona

“Fue difícil. Más allá de la persona importante que Diego era para el país, yo atesoro recuerdos muy lindos. Tenía veinte y pico de años... Era el Diego sano, divertido, simpático, familiero... El mejor Maradona”, contestó Lucía Galán en Los ángeles de la mañana, por El Trece, cuando Ángel de Brito le preguntó por el momento en el que se enteró de la muerte del astro, quien fue novio de ella a mediados de los 80.
“Era la explosión de ‘Olvídate y pega la vuelta’. No existían los celulares para las fotos. Las salidas se daban con naturalidad. Pero cuando la gente nos veía era impresionante”, recordó y pronto aclaró: “Digo esto, pero no quiero apoderarme de esta historia”. Además, apuntó: “Nunca fue secreta la relación, pero nadie me había preguntado. Fui a Chile, a un programa de televisión, y dije naturalmente que sí había pasado, cuando me consultaron sobre el tema. En ese momento él me había dicho que estaba separado de Claudia... Estuvimos mucho tiempo juntos. Era difícil tener una doble vida”.
Entonces De Brito le preguntó si había hablado de este tema con Villafañe. “No hizo falta profundizar... Hemos hablado en momentos difíciles de Diego. Ella me mandó un mensaje muy cálido cuando falleció mamá. Sabíamos las dos todo. No hacía falta hablar de detalles”, contó la integrante del dúo Pimpinela junto a su hermano, Joaquín Galán. Y en relación a su ausencia en el entierro del Diez, sorprendió. “No fui a la despedida porque me dijeron que no. Me hubiera gustado. Mande un whatsapp. Ella me contesto con mucho cariño que las hijas habían decidido que fuera algo familiar. Y respeto esos momentos...”, aseguró Lucía Galán. “Nunca tuve la duda de si Diego me había amado. Hay charlas que quedaron pendientes”, contó y dijo que la última vez que se habían visto fue en el Hotel Hermitage, en 2011, en Mar del Plata, cuando Maradona conoció a Rocío Oliva.
Pero todavía faltaba para el pasaje más fuerte de la entrevista. Porque De Brito quiso saber si era verdad el rumor que afirmaba que ella había quedado embarazada del que hubiera sido el primer hijo de Maradona y la cantante enmudeció durante unos segundos. “Si fuera verdad o mentira, es parte de mi vida y no hablaría de eso en un programa de televisión. Por respeto a mí misma. No lo afirmo, ni lo niego”, contestó. Y ante la insistencia del periodista, expresó: “No fue un proyecto mientras estábamos de novios. Cuando terminamos de grabar él me contó que estaba con Cristiana Sinagra. Pero es tan privado, que no quiero contar más...”. En ese momento el periodista infirió que la relación entre Lucía y Diego se terminó porque la mujer napolitana se había quedado embarazada de quien luego sería Diego Junior. Y la cantante tampoco lo negó, pero quiso salir del tema: “No formo parte de esta historia hace más de treinta años”, aunque sí confirmó que fue un amor importante para las dos familias.
Además, Lucía se refirió a cómo atravesó la pandemia estando al frente del Hogar Pimpinela, que fundó para niños que están en proceso de encontrar una familia. “Creamos una burbuja por el hogar y para cuidar a los chicos”, sintetizó. “Me traje a vivir conmigo un nene que está transplantado, inmunodeprimido. Fueron diez meses. La criatura nos alegró la cuarentena. Ahora se está vinculando con un matrimonio divino”, detalló la cantante.
Mamá de Rocío Hazán, de 24 años y fruto de su relación con el empresario Alberto Hazán, Lucía agregó que están trabajando para que se definan las situaciones legales de varios niños, para que puedan hallar familias adoptivas. “Hicimos doce egresos en la cuarentena”, celebró, pero también lamentó: “Hay muchos prejuicios con nenes mayores. Mientras los adoptantes más amplíen edades en los legajos, tienen más chances de adopción. Porque tengan diez años no son niños violentos. Además, todas las historias se puede revertir con amor”.
La cantante recordó que viene de un 2020 movido: perdió a su mamá en enero del año pasado y se separó del actor Pablo Alarcón en septiembre. “Nos queremos mucho, pero necesito otra cosa. Vivir otra cosa. Cuando uno intenta modificar al otro, el problema es de uno. Todavía hay un duelo”, manifestó. Y contó que sus amigas cantantes, Patricia Sosa, Marcela Morello, Elena Roger y Soledad Pastorutti, fueron fundamentales para sobrellevar la cuarentena y que suelen reunirse en lo de Sandra Mihanovich, que tiene una casa grande con jardín donde pueden mantener la distancia social.

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...