El gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, aseguró ayer que el Gobierno nacional “no me dijo nada” para pesificar la deuda de su provincia, decisión que defendió enfáticamente.

Para el mandatario, la pesificación de los bonos provinciales apunta a “cumplir con la normativa vigente del Banco Central”, que dispone que los títulos emitidos bajo leyes nacionales, deben abonarse en la moneda local. Por eso, sostuvo que el Gobierno nacional no ha influido “en absoluto para tomar esa decisión: lo que hemos hecho es cumplir con lo que la normativa indica”.

Capitanich puntualizó que de los 231 inversores que tienen bonos emitidos por el Chaco, solo 10 son del exterior. Y puntualizó que un “insignificante” 3,3 por ciento del stock de deuda de la provincia está emitido en moneda extranjera, que totaliza 4.775 millones de pesos.

Además, insistió con que aquellas provincias que tengan títulos emitidos en dólares -entre las que nombró a Formosa y Tucumán- deberían pesificarlos, ya que se trata de “condiciones equivalentes” con las del Chaco: “deuda pública emitida bajo legislación nacional”, subrayó.

La semana pasada, el Gobierno chaqueño pagó con pesos un vencimiento de 263.631 dólares, al no poder acceder al mercado cambiario para obtener la moneda norteamericana.

Luego de abonar este vencimiento, Capitanich anunció un canje de bonos: “a partir de ahora, estamos diseñando los detalles del prospecto para el canje de los bonos. En breve daremos a conocer las condiciones”.

Y añadió: “insto e invito a todos nuestros colegas: no podemos emitir en dólares, tenemos que emitir en pesos que es nuestra moneda”.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...