La Federación de Centros Vecinales (FCV) insiste con un plan que pretende aumentar la participación vecinal. Esto significa, abrir los padrones y regularizar la situación de los mismo.
De 500 centros vecinales en la provincia solo el 24 por ciento está regularizado con toda la documentación al día, incluyendo el balance general anual. El resto de los centros barriales, por cuestiones económicas y organizativas no poseen los papeles en regla, trayendo como consecuencia la imposibilidad de renovar autoridades.
Desde la municipalidad, se lanzó un plan de subsidios de 500 pesos al año para cubrir los gastos administrativos y normalizar el centro barrial ante Personería Jurídica.
Desde la FCV, aseguran que, además, se deben realizar, a corto plazo, la de delimitación del alcance de cada centros y levantar las barreras que impiden la participación, es decir, abrir los padrones para que todos los socios puedan votar no solo los que tienen las cuotas al día.

Elecciones

En cuanto al gasto que implicaría un acto eleccionario, se sabe que como son instituciones chicas, en un principio, no habría gasto eleccionario ya que se llama a una asamblea y se elige al candidato. Las campañas de los postulantes se realizan puerta a puerta con los vecinos del barrio, lo que tampoco genera problemas económicos. De todas maneras se prevé que en un futuro se incorpore el voto electrónico como una opción viable y económica.
La meta propuesta por FCV es que en el 2013 estén todos los centros vecinales regularizados y funcionando de cara la comunidad, puertas abiertas a barrio y que sirvan de canal entre la sociedad y el estado
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...