La facilidad y celeridad con la que Racing se está auto-destruyendo es alarmante. Los dirigentes se encargaron de anteponer sus egos personales y, con una interna voraz, tomaron decisiones pensando en el bienestar individual. Así,transcurrió el último año con la gestión de Gastón Cogorno y Rodolfo Molina, quienes ya no están en el club.

Y a partir de eso, todos problemas. Empezó con la renovación de Luis Zubeldía, siguió con la conformación del plantel y tuvo su punto más alto con la salida de Roberto Ayala.

En lo que respecta a lo estrictamente futbolístico, se ve un equipo con una enorme carencia de personalidad y actitud. Por lo tanto, y como lógica consecuencia de esto, Racing está teniendo el peor arranque de su historia: sólo dos puntos, último y con tres goles a favor.

Sin embargo, los problemas continúan. ¿Qué pasó ahora? En la práctica del pasado jueves, y mientras Nacho González diagramaba el equipo para medirse con Estudiantes, Bruno Zuculini y Fernando Ortiz se agarraron a trompadas. Según informó el programa partidario 'Esto es Racing', todo comenzó con una discusión, que luego se transformó en piñas. Vale aclarar que la práctica se desarrolló a puertas cerradas.

En este contexto, y mientras ningún protagonista piensa en el bienestar de Racing, hoy asumirá Reinaldo Merlo. ¿Podrá Mostaza parar este caos?

FUENTE: PLAY FUTBOL.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...