Los vecinos de Villa Floresta realizaron una manifestación y corte de calles para pedir que el agua llegue a sus casas. Esta barriada tiene más de 30 años y los vecinos aun no tienen los servicios básicos. No posee las instalaciones de agua y es un camión cisterna el que provee del líquido elemento a los vecinos.

El problema es aún más grave, si se tiene en cuenta que el camión pasa una vez al mes a llenar los enormes tanques de los vecinos. La potabilización del agua, que queda estancada, dura una semana, después comienza a descomponerse, por lo tanto que la ingieren en mal estado el resto del mes. Según los concejales, Aguas del Norte asegura disponer solamente de tres camiones cisternas y afirma que no les alcanza para cumplir con todos los barrios que no cuentan con las conexiones correspondientes y, por eso tienen esa frecuencia.

A pesar de esta respuesta, la solución que encontraron los concejales fue exigirle a la empresa Aguas del Norte que aumente la frecuencia con la que pase el camión. Una medida que pone paños fríos a la grave situación pero no trae soluciones a los vecinos. Pero el agua no es el único problema, tampoco tienen cloacas, asfalto, no pasa el camión de la basura y algunas cuadras tampoco tienen luz eléctrica. Algunos de estos problemas son el resultado de la imposibilidad de escriturar sus viviendas.

Buscando una solución

Los vecinos sostienen que la solución debería pasar por la exigencia a la empresa proveedora de agua para que realice la inversión correspondiente y coloque las cañerías para que provean de agua al barrio.

Los ediles en la ultima sesión acordaron algunas mejoras para el barrio como el enripiado de la calle Hemenegildo Diez, para que pueda pasar el colectivo, la exigencia a Edesa de la instalación del tendido eléctrico a todo el barrio, el ordenamiento dominial para que los terrenos puedan ser escriturados y la limpieza del basural.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...