Angelina Canchi: “Al quitarnos los fondos de la soja nos paralizan todas las obras”

La intendenta Angelina Canchi recibió a El Tribuno en su casa, ubicada frente a la plaza central de Isla de Cañas, el sábado último, con un almuerzo preparado por ella misma. En la mañana atendió a los empleados municipales, programó acciones, preparó un discurso para un acto, habló con la prensa mientras trabajaba en la cocina con la comida. Los nietos son su vida y la política su pasión. Los vecinos vinieron a Salta a buscarla tras un período que dejó la Intendencia en manos de otros. En el 2015 volvió y retomó la dura tarea de ser madre, abuela, esposa e intendenta; todo a la vez.

Cuando regresó a la Intendencia, ¿en qué estado encontró el Municipio?
Tuvimos que volver a empezar de cero. Todo lo que habíamos dejado estaba ahora en malas condiciones. Todo el parque automotor estaba destruido, no teníamos capacidad para movilizarnos, estábamos sin nada. Empezamos por ahí para poder volver a tener vehículos para las obras y para el enripiado de rutas que es tan importante. Luego seguimos con todo lo que hace falta para el pueblo, como ser las viviendas y los salones comunitarios. Tengo que destacar que el camino estaba un hecho desastre. Yo antes trabajaba con las defensas para esta época. Todos los septiembre comenzamos con eso, antes del verano, para prevenir que no nos arruinen el paso las lluvia.

¿Ese camino no es responsabilidad de Vialidad de la Provincia?
No. Hay un convenio entre Vialidad de la Provincia y los municipios. Vialidad colabora con máquinas como motoniveladoras y retroescavadoras. También nos deja una máquina, pero no es suficiente. Hay casos en los que quedamos aislados cuando por ejemplo llueve y justo el mismo día le tocó salir a los maquinistas. No hay nadie que pueda operar y hay que esperar que ellos vuelvan del descanso. Nosotros tenemos en el municipio una máquina chiquita que solo da soluciones mediatas. 

A ese camino, que es el único acceso a Isla de Cañas, lo estaba arreglando con el denominado “fondo de la soja”. ¿Cómo le afecta la suspensión de esa entrega?
Al quitarnos los fondos de la soja nos paralizan. Yo trabajaba mucho con el denominado soja goteo cuando tenía necesidad urgente de arreglar un badén o reconstruir una defensa con gaviones. Entonces tomaba personal del pueblo y lo llevaba por un tiempo a trabajar. Abastecía con mano de obra y con los materiales. Y el soja 30 también nos retuvieron. En consecuencia, las obras quedaron paralizadas. Con ese fondo hice salones comunitarios, arreglaba escuelas y otras cosas más que ahora se suspenden. Como por ejemplo la cuota de un camión que lo compramos y que ahora no sé cómo lo voy a pagar. Nosotros no tenemos recaudación propia, por lo que ingresos de coparticipación y de soja son vitales. Ahora bien, en el convenio con Vialidad ellos solo ponen las máquinas, cuando no hay combustible ellos quedan parados y yo no creo que tenga recursos para el combustible que además cuesta una fortuna. 

¿Paga en cuotas un camión?
Se trata de un camión grande destinado al enripiado para mantener el camino. 

¿Y la cuota del camión que compraron de cuánto es?
La cuota es de 240 mil pesos mensuales. Y ahora a esa plata la tengo que sacar de la coparticipación cuando eso solo me alcanza para pagar sueldos, repuestos o algunas emergencias, para nada más.

Isla de Cañas tienen la particularidad de tener tierra comunitaria.
Sí, no hay propiedad privada.

¿Cómo se hace con los ingresos propios? ¿No tiene?
No tenemos impuestos municipales. La luz la cobra Edesa. Yo colaboro para cobrar las boletas en el municipio, pero no son nuestros. Se los lleva la empresa. El agua nunca hemos tenido potable y clorada. Siempre la peleamos de un río y la trabajamos para llevarla hasta una cañerías y de ahí para la cisterna. Nunca cobramos una factura del agua. Estamos trabajando para poder más adelante quizás poder cobrar.

Es un momento que no sabe cómo seguir...
La verdad es que me dejan muy mal porque no sé cómo seguir. Las obras que estábamos trabajando con soja goteo, como los salones comunitarios, ya quedaron estancadas porque no sé de dónde sacar los fondos. Estos se usan de multiuso y son importantes para eventos sociales de los lugareños. O los caminos enripiados donde todos los años tenemos que hacerlos. Con este golpe quedaremos aislados durante toda la temporada de lluvias. Roguemos que no ocurran emergencias.

¿Los parajes cómo quedan?
Tenemos que mantener los caminos, si no queda gente aislada. Tenemos a dos camiones ahora enripiando Cortaderas junto a la retro chiquita. Pero no sé de dónde saco para el combustible. Gracias a Dios ya tenemos el camino terminado, ahora que viene la fiesta de Cortaderas el 15 de setiembre. Pero hay otros parajes con escuelas como Tres Morros que tenemos que llevar tractores y gente para hacer arreglar la escuela, el salón comunitario y otras obras. Y ahora nos cortaron las manos.

¿Cómo es el convenio con el Ministerio de Educación con el mantenimiento de las escuelas?
Yo colaboro con las escuelas porque las directoras reciben el fondo y nosotros aumentamos material y mano de obra. Antes podíamos abastecer con todos los arreglos. Ahora, a los techos de la escuela de Tres Morros todos los años tenemos que arreglarlos y no sabemos cómo solucionarlo definitivamente por los fuertes vientos. 

O sea que ustedes hacen el trabajo del Ministerio de Educación de y Vialidad Provincial.
Exacto. Yo con la escuela de Limoncito tengo grandes problemas, no tengo alumnos y yo tengo que mandar gente de la Municipalidad a hacer arreglar la escuela, tengo que abastecerla con leña, con transporte, aunque haya dos o tres alumnos. Yo ya le dije al Ministerio y ya les pedí que vengan ellos a arreglarla porque yo no puedo destinar tantos recursos para dos alumnos. Ellos sí pueden. Ya pedí varias veces por nota, me entrevisté con la ministra Analía Berruezo y ella me dijo que tienen orden de no cerrar escuelas, y yo le dije que en ese caso tienen ellos que invertir mucha plata para poder tener un albergue para que lleguen más niños de otros parajes. Por otro lado, yo ofrecí otra solución de traer a los chicos para albergarlos a Isla de Cañas así estaban en esta escuela, pero hasta ahora no dieron respuesta alguna. 
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...