Aborígenes hacen huelga de hambre

Cinco aborígenes de la comunidad wichi El Algarrobal, de Pichanal iniciaron el jueves una huelga de hambre en reclamo por promesas incumplidas de los funcionarios. Dicen que nadie los escucha y que por eso decidieron tomar esta medida extrema para hacer notar sus reclamos.

"Estamos con esta medida de huelga de hambre porque el Gobierno de la Provincia se comprometió a realizar 20 viviendas y ahora nos restaron dos, así que solo serían 18 y hay familias que las están necesitando mucho que ahora no las tendrán; además de decenas de familias que viven precariamente para las que no hay ni promesa de darles una vivienda", dijo Nelson Campos, presidente de la comunidad de El Algarrobal.

Agregó que otro reclamo es que "la empresa se comprometió a tomar 15 trabajadores y solo tomó 6, y de las 18 viviendas que está construyendo no terminó ninguna, cuando debían entregarlas en agosto del año pasado. A nosotros nos toman para la risa, se burlan de nuestras necesidades y de las promesas que nos hacen. Nosotros les creemos, pero nos mienten, y acá no hay trabajo y no hay dignidad".

Exigen que se ocupe mano de obra de su comunidad, y que les construyan las 20 viviendas que están en el convenio y no solo las 18 que están a medio terminar. Nelson Campos dijo que "las autoridades locales, provinciales y nacionales no atienden la problemática y miran para otro lado. Ojalá no suceda lo mismo que en la comunidad de Dragones donde la huelga de hambre terminó con la muerte de un aborigen, porque parece que no les importa que nos pasen cosas malas".

Desde las 7 de la mañana del jueves "tomamos junto a cinco muchachos la decisión de hacer esta huelga de hambre porque no estamos siendo escuchados, nos ignoran por completo mientras hacen sus campañas. Recién llegó la ambulancia a tomarnos la presión arterial, gracias a Dios estamos bien, solo que estamos ya muy débiles y con dolor de cabeza, porque en realidad siempre comemos muy mal", explicó Campos.

Hay desesperación en Pichanal. Las comunidades se sienten olvidadas y sumidas en una pobreza que entristece.

x

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...