Pinky y Raúl Lavié lloran la muerte de su hijo mayor

Raúl Lavié habló tras la muerte de su hijo Leonardo, de 54 años. El artista, que se encuentra haciendo temporada en Mar del Plata, decidió realizar igual la función del jueves por la noche: "Me sirvió de terapia trabajar, fue en honor a él. Se hubiera divertido si me hubiera visto", dijo al salir del teatro.

"Era un chico maravilloso y Dios quiso que se fuera. Ya estaba sufriendo mucho, estaba cansado", dijo el músico sobre el estado de salud de su hijo.

A pesar de estar él en La Feliz y su familia en Buenos Aires, pudieron despedirse: "Yo hablé con él el miércoles desde acá y el jueves estuvimos con su mamá, los tres solos, despidiéndolo. Creo que eso aceleró su partida, porque seguramente el misterio de la muerte que nosotros no conocemos hizo posible que al estar reunida su familia, su padre y su madre, él dijera "ya está'".

Además de él y la locutora, a Leo lo acompañaron sus hermanas y Flor, su pareja, a quien Lavié le agradeció desde el corazón: "Dios le concedió la posibilidad de que ella lo acompañara en estos últimos años, le dio tanta felicidad... tanta felicidad a él y a mis nietos, que encontraron en ella un refugio muy grande. Ella es parte de nuestra vida, nuestra familia, es una chica maravillosa y la queremos".

El hijo de la locutora y el músico murió el jueves por la tarde, luego de una larga lucha contra el cáncer.

Pinky ingresó en silla de ruedas, con anteojos negros y un ramo de flores para darle el último adiós y su otro hijo, Gastón, dijo: "Estamos rodeados de mucho amor. Este último año tan difícil Leo estuvo muy apoyado por su familia y amigos. Hizo todo lo posible, luchó pero no lo logró. Ya estuvo enfermo de cáncer y esta segunda vuelta no lo pudo aguantar".

Ahora la familia deberá acompañarse para darse contención, especialmente para ayudar a Pinky a superar el momento más duro de su vida: "Estamos todos, mi mamá, mis hermanas, sus hijos y amigos de toda la vida. Mi mamá está con nosotros, estuvo hasta el final al lado de Leo, tomándolo de la mano", contó, y recordó que durante el transcurso de la enfermedad, en algunas oportunidades no le contaron a Lidia lo que realmente pasaba: "No tenía sentido, es una enfermedad brava, de golpe estás bien, de golpe no y no le iba a hacer bien a ella".

Sin embargo, apenas se supo que el final era irreversible, Gastón fue a buscarla: "Llegado el momento correspondía que supiera lo que estaba pasando realmente. Mi mamá pasó los últimos dos días de Leo a su lado".

Raúl Lavié viajó a Buenos Aires para acompañar a su hijo y por la tarde regresó a La Feliz: "Se despidió de él y Leo se nos fue una hora después de que papá se fue. Él se enteró en la ruta y no tenía sentido que diera la vuelta. A alguna gente le pareció mal, pero para nosotros es normal, somos artistas y seguro es lo que mi hermano hubiera querido".

Las repercusiones en las redes no tardaron en llegar, como el Bahiano que escribió "­Te fuiste amigo!, ya no habrá más dolor... te vamos a extrañar mucho... ­Muchos! Con vos arrancó mi vida musical. Buen viaje #LeoSatragno", y de Charly Alberti: "Leo Satragno que en paz descanses. Mi gran amigo, con quien compartí momentos inolvidables de mi vida. Me quedo con el recuerdo de miles de momentos imborrables. Se te extrañará".

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...