Los comerciantes se vieron muy  perjudicados por el corte de luz

El corte de luz que hubo el domingo desde las 7 de la mañana en casi toda la República Argentina y en zonas de países limítrofes generó muchos perjuicios a los comerciantes salteños que habían apostado por el Día del Padre, que se celebraba ese día.

Si bien desde Edesa, la empresa que distribuye la energía eléctrica, informaron que la luz había vuelto a las 18.20 en toda la provincia, en algunos lugares lo hizo después de las 19.

Ayer por la mañana El Tribuno hizo una recorrida por mercaditos, carnicerías y panaderías de la ciudad para saber cuál fue el impacto de la falta de energía eléctrica en los comercios, que vienen muy golpeados desde hace varios años por el crecimiento de la inflación y la suba de los servicios públicos.

En la mayoría de los negocios visitados expresaron que la falta de luz les impidió vender de acuerdo con los pronósticos que tenían. Ante la expectativa por el Día del Padre, muchos se habían abastecido con más mercadería de la habitual.

Según lo que dijeron, los más perjudicados fueron los locales de venta de carne ya que, ante la falta de energía, no podían hacer los cortes de asado, costilla, puchero y cerdo, muy demandados los domingos por la mañana. Tampoco podían picar ni moler carne.

La falta de energía impidió que los comerciantes pudieran pesar los alimentos, ya que casi todos tienen solo balanzas eléctricas. Los más precavidos usaron balanzas con batería y los más tradicionales desempolvaron balanzas reloj, como las que se usaban antaño.

En los almacenes no pudieron filetear los fiambres ni los quesos porque las cortadoras también funcionan con electricidad.

Ante la caída del sistema, no pudieron hacer cobros con tarjetas de débito ni de crédito, ni cargar las tarjetas Saeta de sus clientes.

Afortunadamente ninguno de los comerciantes consultados para esta nota tuvo que tirar mercadería. El clima casi invernal ayudó a que los alimentos que necesitan frío para conservarse no se echaran a perder.

Algunos hicieron mención a los altos costos que tiene el servicio de energía eléctrica, cuyas boletas, con varios "ceros", deben abonar sin falta cada mes.

En primera persona

Beatriz Albornoz, quien tiene un mercadito en San Luis, contó a El Tribuno que el domingo fue un día "recomplicado". Mencionó que la parte más perjudicada fue la carnicería. "No teníamos máquinas, balanza, registradora ni posnet", detalló.

Aseguró que tuvieron un rendimiento mucho menor del que esperaban para este día, con una inversión del doble de lo habitual: "Nos perjudicó un montón. Pensábamos vender mucho más".

"Les preguntábamos a los clientes quién querría leche, como para no abrir las heladeras a cada rato y que (los lácteos) perdieran la cadena de frío. Toda una incomodidad, tanto para nosotros como para el cliente", lamentó.

Contó que en su barrio la luz volvió recién a las 19. "¿Quién nos va a dar una respuesta por lo que no vendimos como teníamos pensado?", expresó.

Fuera de su negocio está pegada una copia de la boleta de Edesa de mayo, por 17.827,41 pesos.

Un carnicero de la zona sur se sumó al reclamo de Beatriz: "Vendimos, pero no lo que teníamos pensado. El corte de energía nos perjudicó totalmente. Ahora, cuando hay que pagar la luz, no nos perdonan una".

En la zona sudeste los comerciantes contaron que la energía volvió alrededor de las 11, por lo que las ventas remontaron antes del mediodía. Sin embargo, se les retrasó el trabajo y les afectó las ventas.

"Se vendió, pero no lo que esperábamos. Nos perjudicó bastante, por la maquinaria, sobre todo", contó un carnicero. "Bateas, sierras, picadora, todo funciona con electricidad. Tuvimos que volver al sistema antiguo", dijo, al referirse a una balanza reloj.

En el macrocentro, la luz volvió alrededor de las 13.30 y hasta ese momento en una carnicería no podían usar las sierras, así que sus clientes llevaban solo cortes blandos.

En una pollería, las cámaras perdieron un poco de frío y tuvieron que apagar las balanzas porque temían que se pudieran quemar.

En una fiambrería estuvieron sin luz hasta las 11. "Se mantuvo la cadena de frío, porque fueron tres horas y el clima ayudaba", contó la vendedora, quien hasta esa hora no pudo abrir la persiana eléctrica.

Verificar antes de difundir

El mensaje falso que circuló en las redes sociales sobre un supuesto corte masivo tras el apagón nacional del domingo también pedía “asegurar puertas y ventanas ante la posibilidad de actos de delincuencia”, y “suplirse de linternas, baterías, luces de emergencias, etcétera, ante la posibilidad de extenderse el corte”.

Expertos advierten que, en caso de recibir contenidos de este tipo, se debe verificar la información en medios de comunicación tradicionales o páginas oficiales. También hay que evitar abrir o difundir mensajes de procedencia dudosa. 
 

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...