Como todos los días, Lautaro Guzmán toma el tren de la línea Roca ramal Alejandro Korn para ir a trabajar. Sin embargo, a comienzos de este mes el rutinario viaje que comienza en la estación de Longchamps se vio alterado cuando una pasajera lo discriminó por la ropa que llevaba puesta. Aunque en ese momento decidió no reaccionar, más tarde se refirió a lo sucedido en las redes sociales y, para su sorpresa, la publicación se hizo viral.

El hecho ocurrió el lunes 5 de agosto, cerca de las siete de la tarde. Entonces, una mujer y una nena ingresaron al vagón en donde él viajaba y, al ver un asiento disponible al lado suyo, esta última decidió sentarse. En ese momento, la señora la agarró de la mano y se la llevó. 2Vení para acá, ¿cómo te vas a sentar con ese villero?”, le dijo.

Lautaro, que escuchó con claridad aquellas palabras, decidió ignorarlas y continuó su viaje como lo hace normalmente. Más tarde, a las ocho de la noche, ingresó al área de Unidad Coronaria de la Clínica Avellaneda, donde trabaja hace un año como enfermero. Allí, conversó acerca de lo ocurrido con una de sus compañeras que, indignada, repudió los dichos de la mujer y, de alguna manera, le contagió el sentimiento.

Por la mañana del martes, cuando volvió a su casa luego de una larga jornada laboral, decidió exteriorizar sus emociones a través de una breve pero contundente publicación en su cuenta de Facebook. “La gente va por la vida juzgando por las apariencias. Acá el villero con el que no se quiso sentar en el tren. Señora, ojalá nunca necesite de mí, porque para su fortuna la voy a ayudar, traiga la ropa que traiga”, escribió. 

Acompañó el mensaje con dos fotos: en una se lo ve vestido de manera informal y en otra, con el ambo que utiliza en el hospital.

Increíblemente, la publicación se viralizó y fue compartida 80 mil veces en Facebook y varias miles en Instagram.”Ese día no dormí. Me empezaron a llegar mensajes y felicitaciones por todos lados. Me pareció una locura todo lo que pasó”, dijo en diálogo con Infobae.

Con respecto al primer atuendo, contó que siempre va a trabajar con ropa deportiva porque le resulta más cómoda para viajar. “No sé qué habrá pensado la señora, si era un pibe chorro o qué. No sé a dónde se la habrá llevado a la nena. Pero sí, es feo, te sentís un poco rechazado. La nena tranquilamente podría haberse sentado conmigo”, reflexionó el joven.

También habló de la diferencia de actitud de los pasajeros de acuerdo al atuendo que vista. “Cuando voy al trabajo vestido así, siempre me miran. Yo soy cero conflicto, soy un pibe tranquilo. Eso sí, cuando vuelvo en el tren con el ambo, vienen y se sientan sin problemas”.

Lautaro se recibió de enfermero profesional en la Cruz Roja Filial Almirante Brown, al tiempo que realizaba un posgrado de Hemodinamia en la Universidad Favaloro. Luego de años de esfuerzo y estudio, consiguió su primer trabajo formal en la Clínica Avellaneda.

Cuando desde el citado medio le preguntaron qué haría si volviera a cruzarse con la señora que lo discriminó, respondió: “La invitaría a sentarse conmigo y que me acompañe hasta mi trabajo o hasta mi casa. Le contaría quién soy, qué hago”.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...