Taxistas y remiseros no  pueden renovar los autos

La crisis económica pega fuerte en todos los sectores. En este contexto, taxistas y remiseros están preocupados porque, por el precio, cada vez se les hace más difícil cambiar los autos y acceder a modelos nuevos para circular por las calles.

La normativa dispuesta por la Autoridad Metropolitana de Transporte (AMT) establece que las unidades que funcionan como transporte automotor de pasajeros no pueden tener una antigedad superior a 10 años.

Más allá de esta normativa, la semana pasada la AMT sacó una resolución por medio de la cual le permite a los vehículos modelo 2008 que sigan circulando hasta el último día de este año. El permiso se les había vencido el 31 de agosto pasado. En la publicación del Boletín Oficial se destaca que en estas condiciones se encuentran 12 licencias de remis y 18 de taxis.

"Teniendo en cuenta la realidad económica, el alto precio de los vehículos y la inestabilidad entendimos que era conveniente hacer una prórroga hasta diciembre. Los propietarios saben que tienen que cambiar los vehículos, pero somos concientes de la realidad. Otorgamos la prorroga, en la medida que tengan la revisión técnica obligatoria (RTO) vigente", le dijo a este diario el titular de la AMT, Marcelo Ferraris.

Consultado sobre si habrá nuevas eximiciones a los vehículos, Ferraris señaló que ellos analizarán el devenir de la economía del país en los próximos meses. En este sentido, no descartó que, llegado el momento, pueda haber una prórroga con los taxis y remises modelo 2009. En todo momento destacó que para obtener el beneficio, los autos tendrán que estar en condiciones.

El precio

Si bien el parque automotor del transporte impropio en la ciudad tiene una antigedad que promedia los cinco años, a los trabajadores del volante les preocupa que cada vez es más costoso acceder a una unidad 0 km.

Con el fuerte incremento que tuvieron los autos en los últimos años, los taxistas estiman que un auto cero, listo para salir a trabajar, puede llegar a costar más de 700 mil pesos, lo que hace que sea imposible llegar ahora a un auto nuevo.

"Hay pocos autos modelos nuevos. Hay unos cuantos que los choferes sacaron en planes de ahorro y ahora las cuotas se le encarecieron mucho", señaló Alfredo Carrizo, referente del Sindicato de Peones de Taxis.

El concejal y también referente de los taxistas Ernesto Alvarado destacó la medida de la AMT de alargar los plazos para el vencimiento de los modelos. "Renovar las unidades ahora es imposible, porque la rentabilidad es cero. Algunos se metieron en planes de ahorro y la están remando porque las cuotas se le fueron a las nubes", señaló el edil.

Alvarado también estimó que la media de los autos es de 2015, y señaló que en los dos últimos años no se movió casi nada la incorporación de unidades nuevas.

"Los remises capaz que tienen ventaja de tener autos nuevos, porque ellos pueden inscribir el vehículo en cualquier momento. En cambio, los taxis tienen que anotar un vehículo que esté a nombre del dueño de la licencia", afirmó.

En Salta hay 3.769 licencias de taxis y remises. Pese a este número, Alvarado estima que hay poco más de 3.000 vehículos trabajando.

"Hay compañeros que trabajan entre 12 y 14 horas diarias para hacer unos pesos, pero ni así alcanza", afirmó el concejal. Y Alvarado agregó: "Del 1 al 20 de cada mes uno sabe que va a trabajar, pero desde el 20 hasta el 30 la terminás remando".

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...