Abrieron las iglesias, pero siguen recomendando las misas on line

Tras las nuevas medidas de flexibilización que anunció el sábado último el Comité Operativo de Emergencia (COE), el Arzobispado de Salta anunció, en la misma jornada, la convocatoria a las misas presenciales.

Por lo tanto, en el primer día de habilitación de las ceremonias litúrgicas con presencia de fieles, solo la gente que asistía a los templos se destacó en una ciudad que permanecía casi cerrada en su totalidad. Sólo en las cercanías a las iglesias había movimiento. Eso sí, con total respeto por las recomendaciones de los protocolos ya establecidos para los templos de Salta.

"Habilitamos las misas presenciales, pero seguimos recomendando que se sigan las misas on line", dijo  el vocero de la Catedral Basílica, padre Daniel Ochoa.

"Ya veníamos aplicando desde hace tiempo nuestro protocolo aprobado por el COE y cada vez le seguimos aportando más medidas de seguridad para todos nuestros fieles. Ahora le agregamos las placas de acrílicos a las confesiones, las señalizaciones sobre el distanciamiento en el piso como guía para que todos estemos seguros", dijo Ochoa. Los vecinos que se acercan a lavar sus pecados esperan sobre patio lateral al aire libre en reglamentaria distancia su turno en donde varios curas los reciben para brindarles el santo sacramento. Cada vez que se retira uno se limpia y sanitiza el improvisado confesionario a cielo abierto. Todo muy organizado, muy aprehendido y naturalizado en el contexto de pandemia.

"Desde la Catedral entendemos las pasiones de nuestros fieles y si bien recomendamos las misas on line es sólo por este período de cuarentena. Hay que tener paciencia y ya vamos a volver a colmar los templos y las necesidades espirituales. Ahora bien, también pensamos en continuar con la vía remota porque es mucha la gente del interior provincial, y la que está fuera de Salta, que se sumó en este tiempo de pandemia y que por ellos vamos a seguir con dichas emisiones", concluyó Ochoa. 

Un pizarrón con un plano y con toda la información necesaria reciben al devoto católico en el ingreso a la Catedral. Allí informan sobre la distancia para sentarse en cada banco, cuánta gente tiene de capacidad la Basílica Mayor de Salta, la distancia entre filas, la ubicación donde están dispuestos los recipientes con alcohol en gel, entre otros datos importantes.

Lo que recomiendan también es intentar distribuir a los fieles en todas las opciones de misas que tienen. En la Catedral, de lunes a sábados tienen 4 misas por la mañana y una por la tarde. Los domingos tienen 5 misas por la mañana y dos por la tarde. Para toda la información sobre horarios se puede consultar en el sitio web oficial de la Catedral.

Afuera del templo también volvió la reactivación económica de la zona con vendedores de estampitas y rosarios de los Santos Patronos, cruces de palo santo, "corazones de miga de pan", flores y recuerdos de viaje de la Catedral para turistas que no están. Mucha presencia de adultos mayores se vieron en la mañana y todos se les dio un cuidado extremo.

"Vino mucha gente, pero no compraron casi nada. En toda la mañana vendí sólo 600 pesos. Ahora sólo nos resta esperar que la gente comience a gastar un poquito más", dijo la vendedora del hexagonal puesto verde de lata que ofrece 3 claveles a 100 pesos.

 

En todos los templos

La Iglesia Universal del Reino de Dios, en avenida Pellegrini al 300, también presentaba un movimiento de gente que desentonaba con la nueva rutina de los domingos sin calesitas.
A las ceremonias litúrgicas la llaman “reuniones” y actualmente están desarrollándola con el 20 por ciento de la capacidad del enorme inmueble que tienen antes de llegar a la San Martín. El volumen de gente es importante y para eso toman sus recaudos.
“Nosotros tenemos reuniones durante toda la semana, pero los domingos vienen más fieles. Sólo ingresa el 20 por ciento de la capacidad total, tenemos a los ayudantes en la vereda, otros ayudantes dentro y son los chicos que ayudan a que todos estemos seguros. Ellos son la guía para las ubicaciones, para brindar el alcohol en gel en el ingreso, muestran cómo ingresar por las alfombras, verifican que todos tengan su tapabocas correctamente y ordenan la salida. Actualmente salimos por orden de ubicación, demoramos más, pero no nos congestionamos en la puerta”, dijo el pastor Lucas Monje.
Son al menos unos 30 voluntarios, casi todos jóvenes, que muy amablemente reciben a los fieles desde el ingreso en la vereda hasta que se ubican en una silla dentro del templo.
 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...