Cae Bartomeu, el presidente que empujó a Messi a querer irse del Barcelona

Decir Leo Messi es decir Barcelona, sin embargo, en los últimos meses lo que parecía una relación inquebrantable comenzó a empezar a disolverse por la intención de salida del atacante argentino, emblema del equipo catalán. Había una persona que era clave en este pedido del '10' y ese era el presidente Josep María Bartomeu, quien este martes tomó la decisión de dimitir en su cargo en la institución.

Tanto Bartomeu como su junta directiva dejaron sus cargos y adelantaron lo que iba a hacer una supuesta salida antes de marzo, cuando estaban planeadas las elecciones en el Barcelona. Bartomeu había tomado el cargo en 2014 cuando era vicepresidente y debió asumir por la renuncia de Sandro Rosell. Un año después, meses después de haber obtenido la Champions League, fue reelecto en su cargo, el comienzo de un declive importante para un club tan grande como el club catalán.

Septiembre fue un mes de muchos nervios en Barcelona. Tras la caída histórica por 8-2 ante Bayern Múnich, llegó el burofax y la intención de Leo Messi en marcharse del club. El argentino ya no veía respuestas en la directiva de la institución y tomó la decisión de mostrar públicamente sus ganas de tener nuevos desafíos lejos del club catalán.

"Hace tiempo que no hay proyecto ni hay nada, se van haciendo malabares y van tapando agujeros a medida que van pasando las cosas", había asegurado Leo Messi en una charla con Goal. Desde 2015, cuando Barcelona ganó el triplete con Luis Enrique como DT y un tridente espectacular con el argentino, Neymar y Luis Suárez, el declive se hizo muy notorio, tanto que sufrió varios golpes fuertes en distintas ediciones de Champions League.

Cabe recordar que el argentino también mostró su malestar cuando en febrero de este año salió a la luz que I3 Ventures, una empresa de marketing contratada por Barcelona, desprestigiaba mediáticamente a los jugadores del club, algo a lo que también hizo alusión Leo Messi, a pesar de la negación de Bartomeu sobre el tema: "Yo veo raro que pase una cosa así. La verdad es que llevamos desde enero hasta ahora con problema tras problema. Lo que necesitamos es tranquilidad y pensar en fútbol e intentar de crecer", había asegurado en una charla en Mundo Deportivo.

La relación entre Bartomeu y Messi se rompió por completo en 2020. El argentino se cansó tanto de la situación que llegó al punto de querer marcharse del Barcelona, algo impensado a lo largo de la carrera del '10': "Yo pensaba y estábamos seguros que quedaba libre, el presidente siempre dijo que a final de temporada yo podía decidir si me quedaba o no y ahora se agarran a que no lo dije antes del 10 de junio, cuando resulta que estábamos compitiendo por Liga en mitad del virus que alteró todas las fechas", explicó Leo, quien aseguró que el presidente nunca respondió a su reclamo y por eso terminó enviando el famoso burofax.

"En el caso de Leo y todo el equipo, estábamos enfadados porque queríamos resultados diferentes. Es bueno cabrearse porque quiere decir que hay ambición y ganas. Había una cláusula con el 10 de junio de fecha límite para dejar el club de forma unilateral. Messi sigue como jugador del FC Barcelona y espero que por muchos años, que se retire en el Camp Nou", aseguró Bartomeu en la jornada del lunes. Solo unas horas más tarde, su salida es noticia. Bartomeu, el presidente que hizo que Messi se quiera ir, dimitió de su cargo en el Barcelona.

FUENTE: MARCA 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...