Inédita intervención en el  hospital San Bernardo

La intervención de una malformación vascular con la paciente despierta, que se realizó con éxito la semana pasada en el hospital San Bernardo, abrió la puerta para que estas patologías puedan tratarse en el sistema sanitario público, sin necesidad de costosas derivaciones.

Hace dos semanas, una joven de 26 años sufrió convulsiones y llegó al hospital con un ACV hemorrágico. "Entre el 75 y 80 por ciento de los ACV son isquémicos. El resto son hemorrágicos. Son un porcentaje muy bajo, son a causa de una malformación intravenosa, como este caso", indicó Guillermo Vergara el neurocirujano que participó de la operación.

El año pasado ya se había realizado en el nosocomio una craneotomía con el paciente despierto, a raíz de un tumor. "Esta fue de mayor complejidad, al ser una patología vascular, dificulta en caso de alguna hemorragia", explicó el neurocirujano.

El diagnóstico para la paciente de 26 años fue "malformación arteriovenosa cerebral", lo que demandaba una urgente intervención. "La patología estaba en el área motora", señaló Enrique Vergara, jefe del servicio de neurocirugía.

"Estaba localizada en un área elocuente, área noble. Esto significa que estaba en el área en que todos los movimientos contralaterales podían estar afectados en el momento de la cirugía. Por esa razón, se hizo esta cirugía con la paciente despierta, para que ayude durante la cirugía", explicó el jefe de neurocirugía, especialidad del hospital.

La edad de la paciente fue uno de los aspectos que posibilitó que la operación se lleve a cabo. Estas intervenciones requieren de plena predisposición y colaboración.

Ocho profesionales de diferentes áreas intervinieron durante el complejo procedimiento, entre las que se dispuso también el servicio neuropsicología.

La neuropsicóloga, mientras se realizaba la intervención, le preguntaba a la paciente sobre temas de conocimiento básico, como días de la semana o nombres. Además se le solicitó que realice movimientos con el cuerpo. "El área donde trabaja el cirujano es la que regula esos movimientos que la paciente realiza durante la cirugía. Así el cirujano estará seguro que no dejará un daño agregado en el futuro. Si hay una intervención de esa área, el paciente va a dejar de hacer el movimiento", explicó el jefe de neurocirugía.

Sin derivaciones

Las patologías de este tipo son complejas. A los pacientes que sufren estas malformaciones, se los suele derivar a otras provincias, con los gastos que eso implica para familias sin obra social. "Son pocos los lugares en el país donde se hace cirugía con el paciente despierto. Algunos de los centros de referencia son el Fleni, el Hospital Italiano o el Hospital de Clínicas de Buenos Aires", indicó el cirujano Guillermo Vergara, que realizó su residencia en el renombrado Fleni. El médico participó de otras intervenciones de este tipo, pero en el sector privado y resaltó lo que esta operación significa para el sistema de salud público: "Es muy bueno que Salta, teniendo una población que va en crecimiento, no tenga la necesidad de derivar ningún paciente".

La inusual intervención, demandó además un procedimiento anestésico, "singular", según describió Jesús Arancibia, anestesista responsable de la cirugía. Se realizó una combinación de anestesia general endovenosa y local. "Con la paciente dormida hicimos un bloqueo de cuero cabelludo con gran volumen de anestesia local", indicó el médico.

"Esta cirugía lleva varios tiempos quirúrgicos, cuando la bloqueamos, la paciente estaba dormida. Es muy importante hablar con la paciente en el preoperatorio, explicarle el paso a paso de lo que se le va a hacer", manifestó el anestesista, que recordó que por este motivo la selección debe ser "criteriosa, con pacientes colaboradores".

Por su lado, Pablo Salomón, gerente del San Bernardo, manifestó sentir "una satisfacción muy grande". "Comenzamos a cumplir objetivos que fueron marcados muy claramente al comenzar nuestra gestión, todo lo que es excelencia, tecnología y desarrollo de las diferentes especialidades, en este caso, la neurocirugía", expresó.

El equipo que intervino

Enrique Vergara, jefe de Neurocirugía 

Neurocirugía: Guillermo Vergara- Williams Velásquez (ayudante)- Eraldo Lima (residente)
Anestesia: Jesús Arancibia - Rodrigo Morales (residente)
Neurología: Alberto Aleman, Daniela Romero - Neuropsicóloga
Instrumentadora quirúrgica: : Vanina Giménez

Circular de quirófano: Delia Liendro
 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...