Carlos Rivera Carabajal: la voz que movilizó emociones

Se apagó una voz señorial, dulce y romántica: Carlos Rivera Carabajal. Hace un días falleció este notable cantor, que regaló talento por sobradas décadas.
Se lo recordará siempre que se escuchen los boleros Amar y vivir, Solamente una vez, La media vuelta, Sombra nada más, clásicos que interpretaba magistralmente, con el Trío Los Carreteros, junto a Lucho Cardona, y Renato Quevedo, a finales de la década del 60, cuando residían en Salta, donde estudiaban.
Su vida artística lo llevó por distintos escenarios, como el Festival del Poroto, que se producía en Rosario de la Frontera; en las populares peñas de Salta como Balderrama, la del Catucho Nieva, El Lazo, El Guardamonte, Gauchos de Güemes, Casino, Rancho Huaico, Confitería Carrousel, La Herradura, Serenata a Cafayate, y otros lugares donde los presentaba el animador Bucky Rodríguez en muchas ocasiones. En ese tiempo, de alta bohemia en Salta, actuaban entre otros: Isbelio Godoy, Benito Martín, Zamba Quipildor, Hugo Truns, Los Sin Nombre, Las Voces del Huayra. En otra ocasión le brindaron una serenata al Trío Los Panchos, en su paso por Salta.
El primer viaje a Asunción del Paraguay, fue memorable, integrando una embajada folclórica de Salta, bajo la dirección de Hugo Alarcón, la conformaban: Los Errantes, Víctor Ruiz, Los Carreteros, El Chango Roca, Los Polos, Alberto Ruiz, Nena y Carlos Reynoso. Actuó con Alicia Martínez. 
En 1973, Rivera Carabajal se incorporó Al Trío Azul, junto a Lalo González y Daniel Benítez, supliendo a Lalo Vides Bautista.
Se recuerda a Carlitos Rivera (un cantor con potente voz de tenor), como un hombre de corazón tierno; cuando los amigos requerían su presencia siempre estaba listo para acompañarlos.

 

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...