Un tatuador del barrio Matera de Merlo fue detenido en las últimas horas acusado de dispararle once balazos a un joven de 23 años. La víctima permanece internada en grave estado en la unidad de terapia intensiva del Hospital Eva Perón.

Se trata de Nicolás Jaime, de 22 años, quien anoche se entregó en una comisaría y quedó detenido a disposición del fiscal Claudio Oviedo, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5. El acusado fue identificado por la propia víctima y en las próximas horas será indagado por la tentativa de homicidio.

El violento episodio ocurrió el sábado a la noche en el barrio Martín Fierro de esa localidad bonaerense. Los efectivos llegaron al lugar tras un llamado al 911 y encontraron a la víctima, Damián Di Bella, sentado en el interior de su Volkswagen Gol pero todavía consciente, con un disparo en la nuca.

De acuerdo a la reconstrucción de los investigadores, el detonante del ataque habría sido un “me gusta” que Di Bella le puso a una foto que la novia del agresor había subido a su perfil de Facebook. “El novio de la chica lo estaba esperando a 300 metros antes de llegar a la casa de ella. Aparentemente lo atacó por celos”, dijo a una fuente cercana a la causa.

Minutos después de las 22.30, Jaime interceptó esa noche a la víctima a bordo de una moto negra y abrió fuego sin decir una sola palabra contra el auto que conducía Di Bella. En ese lugar disparó unas seis veces, pero el joven logró escapar. Entonces el tatuador lo persiguió, lo alcanzó a las tres cuadras y disparó cinco tiros más. Uno de los proyectiles dio en el blanco.

La víctima alcanzó a describir al tirador antes de que lo subieran a la ambulancia: señaló que se trataba del novio de una joven vecina del barrio. Di Bella fue sometido a una intervención quirúrgica este fin de semana para extraer el proyectil que lo alcanzó en el cuello.

En el lugar del hecho no quedaron dudas de la ferocidad del ataque. La Policía Científica encontró 11 vainas servidas calibre 9 milímetros, mientras que el auto presentaba un disparo en la luneta trasera, otro en la puerta del conductor y cuatro en el paragolpes trasero.

Durante el entrecruzamiento de información obtenida en redes sociales y las imágenes de las cámaras de seguridad en la que quedaron registrados los ataques, los investigadores determinaron que la joven mencionada por el herido tenía una relación sentimental con el acusado Jaime. Tanto la mujer como el imputado aparecían en el perfil de Facebook en una foto a bordo de una moto de similares características a la que usó el agresor que le disparó a Di Bella.

Con estos datos, menos de 24 horas después, lograron establecer la identidad del sospechoso y allanaron su casa en la zona del barrio Parque San Martín, pero ya no estaba. Anoche, Jaime se presentó en la comisaría del barrio Matera y quedó detenido.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...