“Sí, me llamó el presidente”, confirmó Javier Felipe desde Humboldt, Santa Fe, para El Tribuno. El defensor respondió ante la propuesta que le hizo José Macaione, mandamás cuervo, para sumarlo como refuerzo a pedido del técnico Hubert Piozzi.
“Me preguntó por mi situación -prosiguió-, y justo se me venció el contrato en Libertad (Sunchales)”, contó.
Felipe, de 29 años, se mostró entusiasmado con jugar en el cuervo porque “ir a un club como Central siempre motiva; cuando vamos a Salta vemos cómo llenan la cancha y alientan, acá en Libertad hay más hinchas del básquet y a uno le gustaría tener el apoyo que hay allá”, dijo.
No obstante, el marcador central aclaró que solo hubo un llamado, que el fin de semana habría otro en el que se podría llegar a un acuerdo, pero dejó todo supeditado a “una decisión familiar”. Felipe tiene a su novia embarazada y con trabajo, “es por lo único que no acepté irme ya, pero todo se puede solucionar”.
Javier recibió buenas referencias de otros jugadores cuervos, Maino y Ceballos, con quienes jugó en inferiores en Unión, y Germán Weiner.
Situación similar ocurre con el otro marcador central que jugó en Libertad en el último torneo: Gabriel Zuvinikar. Ambos podrían ser de los primeros refuerzos de Central, cuyos dirigentes avanzan con firmeza en el armado del plantel.
Además, se llegó a un principio de acuerdo para que Matías Manzano y Denis Caputo también continúen.


 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...