Un abrazo de miles de personas a una institución. Un abrazo en el marco de una mañana dominical de festejo, música y deporte. “Un abrazo así de grande”, fue el slogan de la nueva edición, la vigésimo cuarta, del maratón de Hirpace que ayer convocó a miles de salteños que se adhirieron a esta propuesta solidaria.
Solo hasta el viernes pasado, ya se habían vendido más de 26 mil bonos y hoy, mientras se desarrollaba la jornada continuaba la venta. Lo recaudado se invertirá en obras en el edificio donde funciona la institución, en Santiago del Estero 1951. Poder dar asistencia a más niños es el principal objetivo de los miembros de Hirpace que además brinda educación, contención y rehabilitación a niños con parálisis cerebral.
Las pecheras blancas, repetidas en miles de personas, de todas las edades, unificaban las ganas de ayudar.
El maratón, que partió desde el Parque San Martín, culminó a los pies del Monumento Güemes, donde se armó la fiesta, espontánea, que ya es un clásico de todos los años. Con mucha música y la invitación a bailar para seguir en movimiento, siguieron los festejos que acabó con el sorteo de varios premios como un auto 0km, entre otros.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...