Un escándalo por tráfico de bebés golpea a la Orden de la Madre Teresa de Calcuta

Las autoridades de la India ordenaron inspeccionar de inmediato todos los centros para niños gestionados por la orden de las Misioneras de la Caridad, fundada por la Madre Teresa de Calcuta, después de un caso de presunta venta de niños.

La Madre Teresa de Calcuta
A principios de julio, una monja y un trabajador de un centro de las Misioneras de la Caridad de la ciudad de Ranchi, la capital del estado de Jharkhand, fueron detenidos por sospechas de haber vendido a cinco niños por miles de dólares.

Según la información que trascendió, la organización de la Madre Teresa cobraba entre 40.000 y 100.000 rupias por bebe (entre 580 y 1500 dólares); el monto dependía de lo que los interesados podían pagar.

En un comunicado difundido ayer, la ministra india de Desarrollo Femenino e Infantil, Maneka Gandhi, pidió a todos los gobiernos estatales "inspeccionar de inmediato todos los centros infantiles gestionados por las Misioneras de la Caridad en todo el país".
La ministra también anunció que todas las instituciones de cuidado infantil tendrán que ponerse bajo el control de la autoridad central de adopciones el mes que viene a más tardar.

La adopción ilegal es un gran negocio en India y se calcula que unos 100.000 niños desaparecen cada año, según datos del gobierno. Muchos de ellos son vendidos por familias pobres pero en otros casos son secuestrados en hospitales o estaciones de tren.

Explicación y más críticas

Chandra Argawal, vocera de las Misioneras de la Caridad en Calcuta, dijo no estar al tanto del caso ni de los rumores que las vincula al tráfico de bebés. Además, explicó que desde 2015 las Hermanas de la Caridad ya no están vinculadas a la adopción debido a su desacuerdo con la nueva normativa del gobierno. La orden católica no está de acuerdo con que personas solteras, divorciadas o separadas adopten menores.

Sin embargo, su explicación no calló las críticas. El activista por los derechos del niño Baidnath Kumar dijo que las madres que llegan al lugar no tienen derecho sobre sus hijos. "He visitado el centro y no todos los nacimientos eran notificados a las autoridades estatales", dijo y agregó que en 2013 presentó el nombre de 240 supuestos traficantes que operan desde Nueva Delhi, la capital de la India.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...