Dengue: adelantan el  período de vigilancia

El Gobierno provincial adelantó la puesta en marcha del período de vigilancia intensificada de síndromes febriles ante la situación epidemiológica que se presenta en países limítrofes y en Centroamérica, donde ya se reportaron casos de dengue.

Griselda Rangeón, directora de Coordinación Epidemiológica del Ministerio de Salud, detalló que, ante la sospecha clínica de que algún paciente haya contraído dengue, zika o chikungunya, se realizará el bloqueo pertinente de todos los casos, como así también control de foco y rastrillaje.

Las tareas se efectuarán de manera conjunta con el Servicio Nacional de Control de Vectores y agentes socioambientales de cada municipio, quienes actuarán de manera inmediata ante la sospecha por síntomas.

La vigilancia epidemiológica de los síndromes febriles agudos se efectuará de manera permanente, con reportes diarios obligatorios, de todas las áreas operativas y del sector privado, de los casos sospechosos. "Lo importante es reforzar las medidas de prevención y eliminar posibles criaderos de mosquitos. Sin la colaboración de cada uno de los vecinos, el Estado no puede solo", recalcó Rangeón, y señaló que hay "estar atentos a la sintomatología y concurrir a hospital o centro de salud más cercano".

Alerta

La Organización Panamericana de la Salud emitió un nuevo comunicado, donde actualizó los datos de la situación epidemiológica sobre el dengue en Centroamérica. La representante en Honduras, Piedad Huerta, no cree que la epidemia de dengue en los países centroamericanos pueda erradicarse a corto plazo, pese a todas las medidas emprendidas por las autoridades regionales de Salud con apoyo de la organización, subrayó.

Señaló que Centroamérica, al igual que otros territorios de las Américas, es una zona endémica del dengue, porque esas naciones tienen "el vector instalado y nativo". "Realmente en toda Centroamérica nos hemos visto sorprendidos por la gravedad de la epidemia, especialmente por la circulación del serotipo 2, transmisor del dengue grave", enfatizó Huerta.

Se recuerda que en Salta no existe hasta el momento la circulación de este serotipo, sino que todos los casos que se dieron en la temporada pasada corresponden al DEN1.

Según la última actualización de septiembre, la OPS contabilizó 241.328 casos de la enfermedad en Centroamérica, de los cuales 211 se saldaron con la muerte de los pacientes.

Síntomas del dengue

Los síntomas del dengue son fiebre alta (sin resfrío), dolor detrás de los ojos, muscular y de las articulaciones, náuseas y vómitos, cansancio, sangrado de nariz y encías y erupción en la piel tipo sarpullido en cara anterior de brazos y piernas. Frente a estos síntomas es importante no tomar aspirinas, ibuprofeno ni aplicarse inyecciones intramusculares y acudir al médico.

El zika suele presentarse de forma moderada o aguda, después de un período de incubación de 3 a 12 días, e incluye ronchas o sarpullido pruriginoso o no, conjuntivitis no purulenta (ojos rojos), dolor de cabeza, corporal y en articulaciones (principalmente manos y pies), decaimiento y edema o hinchazón de miembros inferiores. También fiebre, que puede o no estar presente.

De acuerdo con la evidencia actual y el consenso científico, la infección de una mujer embarazada con el virus de zika puede ocasionar daños al bebé.

Recomendaciones

El virus se transmite a través de la picadura del mosquito vector y también por vía sexual, por lo cual se recomienda a las mujeres embarazadas o que tengan previsto concebir y que hayan viajado o estén por viajar a lugares donde haya circulación de virus el uso de preservativos en todas las relaciones sexuales, aunque no se hayan registrado síntomas de la infección.
Se aconseja el uso de repelentes en aerosol, crema o líquidos en las partes del cuerpo expuestas, renovándolo frecuentemente, según la indicación del envase. Además, la colocación de mosquiteros o telas metálicas en las aberturas de la casa. Todas las embarazadas controladas en los servicios de salud pública reciben repelentes como método de prevención.
La fiebre chikungunya comienza a manifestarse por lo general entre los 3 y 7 días después de la picadura de un mosquito infectado: fiebre (mayor a 38º C), dolor intenso e inflamación en las articulaciones, a menudo en las manos y los pies de manera simétrica.
También puede aparecer dolor de cabeza, dolor muscular o sarpullido. En la mayoría de los casos los pacientes se mejoran en una semana. Sin embargo, algunas personas pueden tener dolor en las articulaciones por más tiempo. 
En todos los casos de síndrome febril se debe evitar la automedicación con aspirinas u otros medicamentos. Se deberá bajar la fiebre con baños tibios, ingerir líquidos y realizar la consulta precoz a cualquier servicio de salud.
Se solicita a la población mantener las viviendas ordenadas y eliminar todo reservorio de agua donde se cría el mosquito transmisor     de estas enfermedades.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...