Cerraron el ciclo de actividades de la Escuela de la Magistratura

La apertura al público de las oficinas en la Ciudad Judicial de Metán, el desarrollo de 14 cursos de capacitación y la visita a ocho establecimientos, en el marco de la exitosa iniciativa denominada La Justicia Sale a las Escuelas, fueron algunas de las destacadas actividades desarrolladas durante este año en la delegación del sur provincial de la Escuela de la Magistratura.

El juez de la Corte de Justicia y director académico de la Escuela de la Magistratura, Fabián Vittar, junto a la jueza del máximo Tribunal, Teresa Ovejero, encabezaron las actividades programadas para la culminación del ciclo 2019 de la institución, en la delegación Metán, que desde hace dos años está a cargo del juez Ramón Haddad, con la coordinación de la abogada Josefina Carbonetti.

En la oportunidad, Vittar destacó el compromiso y el trabajo realizado por magistrados, funcionarios y empleados que llevan adelante la propuesta académica que impulsa la Escuela de la Magistratura "para brindar un mejor servicio de justicia".

El acto contó con la presencia del juez de Cámara, Guillermo Polliotto, quien participó de la entrega de certificados a los tutores y profesionales que dictaron, cursaron y aprobaron, respectivamente, el denominado Programa de Ingreso al Poder Judicial, capacitación que permite a los alumnos profundizar conocimientos sobre el mecanismo de trabajo que emplea la administración de justicia para todos aquellos que aspiran a ingresar al sistema.

Además, participaron jueces, funcionarios y empleados del Poder Judicial Distrito Sur y del Ministerio Público de la Provincia.

Durante el acto, se destacó la labor desempeñada por quienes durante el año fueron capacitadores del programa La Justicia sale a las Escuelas, que se replicó en las distintas delegaciones judiciales de la Provincia y por aquellos que participaron de los talleres del "1 Noviembre Cultural".

El final fue de lujo, con la actuación del grupo coral Nuevo Tiempo, de Rosario de la Frontera, que deleitó a los presentes con un repertorio de canciones.

Durante la presentación se destacó un unipersonal a cargo de la abogada Marcela Moroni, quien es secretaria de un Juzgado Civil de Metán e integrante del coro.

"Durante este año podemos destacar el desarrollo de distintas actividades. Una de las más importantes fue que se abrieron al público las oficinas de la Escuela, que están ubicadas en la planta baja de la Ciudad Judicial de Metán, con atención permanente, no solamente para los empelados del Poder Judicial sino para todos los abogados y público en general", dijo el juez Haddad a El Tribuno.

Por primera vez

Fue la primera vez que se realizó el acto de cierre de las actividades académicas y culturales programadas por la delegación Metán de la Escuela de La Magistratura, en el Distrito Judicial del Sur

Haddad recordó que se desarrollaron 14 cursos de capacitación para empleados judiciales, que abarcaron temas como redacción y argumentación jurídica, fortalecimiento a los trabajadores de Justicia y gestión judicial efectiva, entre otros.

"El resultado altamente satisfactorio de los empleados con estas capacitaciones obedece a que el temario de los cursos fue diverso y la frecuencia de dictado fue constante, entendiendo siempre que la capacitación está íntimamente relacionada con la calidad de gestión", destacó el magistrado metanense.

También se dictó en Metán, a través de videoconferencias, un programa de ingreso al Poder Judicial para abogados de la matrícula, con 10 egresados que cursaron y cumplimentaron su práctica tribunalicia satisfactoriamente en esa delegación.

Por otra parte, en lo que respecta a cultura y relaciones institucionales, a través de un convenio con el Ministerio de Educación de la Provincia, se efectuaron visitas a las escuelas públicas en el marco del destacado programa La Justicia sale a las Escuelas, con temáticas como privacidad en la web y ciberdelitos.

"Con esta destacada iniciativa hemos llegado este año a ocho escuelas de Metán y Rosario de la Frontera", dijo Haddad.

"Además, trajimos a establecimientos educativos al Poder Judicial, con la convicción de que los colegios secundarios del sector privado, que también dependen de dicho Ministerio, son parte de la comunidad y sus jóvenes deben ser instruidos desde una política de prevención y promoción de conductas", agregó el funcionario judicial.

"Por eso recibimos en esta institución, en seis diferentes oportunidades, a alumnos de los colegios privados Sagrado Corazón y Monseñor Tavella de Metán", remarcó el magistrado.

Continuando con las tareas contempladas dentro del marco cultural se desarrolló la segunda muestra de pinturas realizadas por empleados, funcionarios y magistrados. También se efectuó, por primera vez, el Noviembre Cultural con talleres literarios, de moda sustentable, navideño y de cerámica, en los que el Poder Judicial interactúa instituciones educativas, docentes y capacitadores.

"Estos talleres se llevaron a cabo con la convicción de que el recurso humano debe ser cuidado en modo integral como parte de una gestión de calidad en la Justicia; y así se planteó, recuperando memorias y recuerdos de los empleados para construir historia", contó Haddad.

"También se propuso generar la filosofía de las 3 R: reducir, reciclar y reutilizar; entendiendo que somos parte del planeta. Así lo desarrollamos para generar una conducta amigable con el medio ambiente", señaló por último el juez Haddad.

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...