Un árbol cayó sobre una casa y un auto

Ayer, cerca de las 10, cayeron ramas de un eucaliptus sobre la casa y el auto de un vecino del pasaje Miramar, en inmediaciones del parque San Martín. Aunque no hubo mayores consecuencias, un hombre que pasaba caminando se salvó de milagro.

Los vecinos aseguran que hace más de 15 años que hacen reclamos a las autoridades y que iniciarían acciones legales para que el municipio se haga cargo de las pérdidas materiales.

Si bien las ramas cayeron sobre tres casas, la familia Tolaba fue la más afectada. La más pesada se les desplomó sobre el techo. "Hoy estuvo muy cerca mi familia de verse afectada", advirtió Gustavo Tolaba. Contó que estaban desayunando en el balcón, a cinco metros del árbol del que se desprendieron los enormes troncos.

"Estábamos con mis dos hermanas, que están embarazadas. Bajamos rápidamente", relató.

A un hombre que en ese momento pasaba por la vereda la rama le cayó a medio metro.

Lo primero que hicieron los Tolaba fue llamar a Emergencias de la Municipalidad. "Decían que no trabajaban el fin de semana", aseguró el vecino.

Finalmente, los trabajadores de Prevención y Emergencia asistieron a la familia y tomaron fotografías para evaluar los daños. La rama más grande tenía alrededor de 20 metros. Para poder removerla tuvieron que cortarla en partes.

Ahora la familia Tolaba se mudará a la planta baja hasta tener seguridad de que no hay riesgos en el primer piso. Luego esperarán un presupuesto para encarar los arreglos del techo y las paredes internas que cedieron ante el impacto.

"Espero no sea nada grave, la situación está complicada para afrontar gastos", advirtió el propietario de la casa.

Es el segundo auto dañado por un árbol en poco tiempo. Jan Touzeau

Madera flexible

No es la primera vez que un eucaliptus cae en inmediaciones del parque San Martín. La especie abunda en la zona y los especialistas llaman la atención sobre el peligro latente que representan por la flexibilidad de su madera.

Los vecinos aseguran que desde el 2003 que presentan notas para la poda y extracción de los árboles. Señalan que algunos tienen más de 100 años.

"Es la única cuadra donde no se hizo ningún trabajo en los últimos 5 años. Al haber expedientes presentados para la tala y poda, vamos a ir por la vía administrativa primero a la Municipalidad y, si no, por la vía judicial para que se hagan cargo", indicó Tolaba. La familia analizará la posibilidad de presentar un acción de amparo o alguna otra demanda judicial.

Dos autos en un año

Es la segunda vez en el año que la familia Infante sufre daños en sus vehículos a raíz de la caída de árboles. "Yo ya tuve un problema con el auto de mi mujer, con una lluvia en mayo. Se le abolló el techo y un parante, y no tuve solución con la Municipalidad", contó Gabriel Infante.

"Mis hijos andan por la vereda todo el tiempo en bicicleta. Todos los vecinos están indignados, porque podría haber sido cualquiera. Por aquí pasa mucha gente", agregó.

Más allá de las pérdidas materiales, los vecinos destacaron que "al menos no estamos lamentando la muerte de nadie". Luego del incidente, ya en la tarde de ayer, los vecinos del parque San Martín mantuvieron una reunión en la que definieron presentar un proyecto a la nueva gestión municipal.

La propuesta consiste en que el municipio se encargue de la poda o tala selectiva y ellos correrían con los gastos de refacción y reforestación del pasaje Miramar.

En agosto, la Secretaría de Ambiente municipal comenzó un censo del arbolado urbano en conjunto con estudiantes de la Facultad de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional de Salta. El estudio servirá de base para un diagnóstico y posterior intervención en los distintos ejemplares.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...