Falleció un efectivo policial en un accidente vial

Las tragedias viales protagonizadas por motos continúan cobrándose vidas, no solo de particulares sino de efectivos de la Policía de la Provincia. Hoy a la mañana otro joven integrante de la fuerza encontró la muerte en la ciudad de General Güemes cuando conducía su motocicleta. Con este deceso, ya son tres los policías que murieron en tragedias viales en el lapso de pocos días en la provincia, y el cuarto en lo que va del año.
El episodio de ayer ocurrió alrededor de la 7 en la intersección de calles Patricias Argentinas y 12 de octubre, en General Güemes. Por motivos que se tratan de establecer el cabo José Antonio Lucas, 27 años, perdió el control del rodado y sufrió una violeta caída. Fue un ocasional transeúnte el que lo encontró tirado a un costado de la calle.
Cuando el personal médico arribó al lugar el suboficial aún estaba con vida, pero respiraba con dificultad. Con la premura del caso lo trasladaron de urgencia al hospital Joaquín Castellanos, pero falleció a los pocos minutos cuando se preparaba la ambulancia para derivarlo a la ciudad de Salta. La autopsia habría determinado que el joven policía sufrió golpes internos y que tenía pocas posibilidades de que los médicos le salvaran la vida.
Las fuentes consultadas por El Tribuno revelaron que Lucas se dirigía a cumplir con su servicio en el destacamento policial en la localidad de Cobos. La víctima tenía el casco puesto y estaba vestido de civil debido a que realizaba tareas de investigación dentro de la institución. Lucas vivía con su familia en el barrio Cooperativa de General Güemes, donde ayer se vivieron momentos de profundo dolor cuando tomó estado público la trágica muerte.
Personal de Criminalística se abocó a las tareas periciales para determinar la mecánica del siniestro. Lo que se sospecha es que el policía circulaba a alta velocidad y que perdió el control de la moto al intentar doblar en la intersección de las calles donde se produjo el derrape. Otra de las hipótesis que se manejan es que pudo haber sido rozado por otro vehículo, posiblemente una camioneta, cuyo conductor se dio a la fuga. Hasta ayer a última hora la Brigada de Investigaciones de Güemes se encontraba abocada a la tarea para clarificar el hecho, en el que tomó intervención la Fiscalía de Graves Atentados contra las Personas.

Las otras tragedias

El primer policía que murió en una tragedia vial fue Martín Leonel Choque, de 25 años. Ocurrió en febrero, cuando la moto que conducía se estrelló contra un tractor en la ruta nacional 51, cerca de la localidad de La Silleta.
El 15 de junio pasado se mató el cabo Roberto Cabana, de 32 años, en el pueblo de Islas de Cañas. El policía circulaba por la intersección de calles San Martín y Juan D. Perón cuando sufrió una espectacular rodada y sufrió gravísimas lesiones. Lo trasladaron de urgencia al hospital de Orán, pero murió en el trayecto.
En tanto el jueves último la víctima fue una cabo de 35 años. La mujer rodó con su moto en la esquina de las calles Scalabrini Ortiz y Mar Artico, en la capital salteña, y murió cuando era asistida en el hospital San Bernardo.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...