"No quiero ir a la cárcel", dijo el agresor al golpear a la turista para que no lo identificara

La turista que sufrió un calvario en Puerto Deseado, Santa Cruz, después de que delincuentes mataran a su hijo de cuatro años y la violaran a ella, reveló algunos detalles de los agresores y de cómo logró escapar para pedir ayuda.
"No quiero ir a la cárcel", dijo el abusador a su cómplice al golpear con una piedra a la mujer, de 45 años, para que no pudiera identificarlo después de haberla violado. En simultáneo, el otro hombre mantenía al menor amenazado con un cuchillo en el cuello.
La mujer habría intentado defenderse y logró golpear con otra piedra al agresor, pero luego accedió ante las amenazas de que matarían a su hijo, según publicó el diario Tiempo Sur.

Al instante, la mujer fue maniatada con los cordones de las zapatillas del hijo y le colocaron una media en la boca.

Uno de los atacantes tomó una piedra y la golpeó reiteradamente en la cabeza, hasta que el otro sujeto le dijo que ya estaba muerta y se fueron con el pequeño. La mujer contó que luego de recobrar el conocimiento caminó en busca de ayuda.
Una vez rescatada, con los datos que la víctima les dio a los policías, éstos realizaron un rastrillaje en busca del pequeño. Tras la inspección lograron encontrar en el lugar del hecho elementos personales y entre las rocas cercanas a la playa el cuerpo del nene.

Fuente: La Nación

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...