El dictador norcoreano Kim Jong-Un se encontraría en un grave estado de salud tras sufrir complicaciones en una cirugía, reportó la cadena CNN, que citó a un funcionario estadounidense con conocimiento directo de la situación para fundamentar la aserción.

La cadena también recordó que el dictador norcoreano no asistió a la ceremonia de homenaje de su fundador el 15 de abril, la fecha más importante del país, algo que alimentó las especulaciones.

La ceremonia tuvo un caracter austero, en comparación con otros años donde se dieron conmemoraciones a gran escala, incluyendo desfiles militares en 2012 y 2017. Si bien inicialmente la explicación fue atribuida al avance de la pandemia de coronavirus a nivel global, una potencial convalescencia del dictador podría ser otro factor que haya entrado en juego.

“Ha habido numerosos rumores sobre la salud de Kim (complicaciones pulmonares por fumar, problemas del corazón y del cerebro fueron algunas de las especulaciones). Si está hospitalizado, explicaría por qué no estuvo presente en las importantes celebraciones del 15 de abril”, dijo a CNN Bruce Klinger, un investigador del Heritage Foundation, un think tank estadounidense, y un ex subjefe para Corea del Norte de la CIA.

La Casa Blanca recibió información de que el dictador había sido sometido a una cirugía de corazón la semana pasada. “Si está vivo, su estado de salud es grave”, le dijo una fuente oficial a la periodista Jennifer Jacobs de Bloomberg.

Funcionarios del Ministerio de Unificación y de los servicios de inteligencia de Corea del Sur dijeron que no podían confirmar por el momento el reporte sobre la salud del dictador. Y otros funcionarios de Seúl ponen en duda la información que circula.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...