Verónica Ojeda se metió en el escándalo que involucra Rocío Oliva, a quien acusaron de usar la extensión de una tarjeta de crédito de Diego Maradona hasta días después de su muerte por casi 500 mil dólares. La mamá de Dieguito Fernando aseguró que la panelista se quedó con mucho dinero del “Diez”.

En Los ángeles de la mañana (eltrece), Ángel De Brito leyó al aire un mensaje que Ojeda le envió a la producción: “Está viendo el programa y pone esto: En el 2013 yo le devolví a Diego tres millones de dólares”.

En ese momento Mauricio D’Alessandro, abogado de Matías Morla y quien estaba en el móvil, confirmó la información: “Eso es verdad y para eso se hizo un acta notarial”.

El conductor continuó con la lectura del mensaje de Verónica: “A diferencia de Oliva, que se quedó con todo, yo le devolví todo. Teníamos una cuenta con Diego en Dubai y cuando nos separamos yo le devolví todo, le firmé todas las cuentas y en ese momento había tres millones de dólares”.

Ante esto, el letrado amplió la información y dio a conocer que durante un tiempo, Verónica administró los bienes de Diego y esto originó un conflicto con Villafañe: “Diego había rescindido, revocado un poder de administración que tenía a favor de Claudia y se lo había otorgado a Ojeda. Esto fue parte de la pelea de ellas dos en ese momento”.

Oliva y la extensión de la tarjeta de Diego

En las últimas horas, trascendió la información de que Oliva tenía una extensión de una tarjeta de crédito que utilizó hasta fines de noviembre. Además se supo que el Diez le donó una suma millonaria.

Maite Peñoñori reveló en LAM: “Descubrieron que hay una extensión de una tarjeta de crédito que tenía Rocío en su poder y ahora encontraron que hubo gastos muy altos hasta los días posteriores de la muerte de Maradona”.

En el programa también se hicieron eco de la información que trascendió en las últimas horas sobre las transferencias de dinero que el futbolista le habría realizado a Rocío y a su mamá, Mónica, desde 2018 hasta 2020. El monto total de asciende a 562.000 dólares.

Claro que ante esa acusación, Oliva no se quedó callada. En Polémica en el bar (América) desmintió estas versiones y se defendió.

“Las tarjetas quedaron y yo tenía esas extensiones. Pero es mentira es que yo las usé después de su fallecimiento”, explicó. Al mismo tiempo especuló: “Lo que sí pudo haber pasado es que hoy en las tarjetas tenés bastantes débitos automáticos o cuotas y que haya quedado uno, como ya empieza el 2021 se corta ahí. Pero no es que salí a tarjetear”.

Consultada acerca de quién pagaba estos consumos, fue contundente y dejó en claro que era el exjugador de fútbol el que se hacía cargo: “Era la tarjeta de Diego que era una extensión a mí. ¿Cómo la voy a pagar yo?”.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Espectáculos

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...