La Clásica 1º de Mayo ya tiene la habilitación del COE

Después de días de una minuciosa planificación y presentaciones ante organismos oficiales la Clásica 1º de Mayo ya está habilitada para que el próximo Día del Trabajador dispute su edición número 89, tras el año de pausa que se generó en 2020 a causa de la pandemia de coronavirus. El Comité Operativo de Emergencia (COE) ya dio el visto bueno, también la Municipalidad de Salta y el Gobierno de la Provincia. 
Lo único que puede modificar la realización de la tradicional prueba es el “día a día” de la emergencia sanitaria. La realización de la competencia ciclística coincide con el inicio de la segunda ola, pero a través de los protocolos presentados y aprobados los organizadores buscan evitar sumar contagiados a los informes que se dan a diario en nuestra provincia. 
“La Clásica está habilitada. Tenemos la habilitación del COE, tenemos el apoyo de la Municipalidad y del Gobierno. Lo único que podría hacer caer la Clásica es el día a día, estamos en un momento complicadísimo por el avance de la pandemia”, contó Matías Postigo a El Tribuno. 
Si el número de casos positivos de COVID-19 mantiene una estabilidad habrá menos dificultades para desarrollar la prueba; por el contrario, si los casos se multiplican los riesgos de que no se realice serán mayores. La Clásica sigue atada a la realidad epidemiológica, pero al menos ya cuenta con aprobación oficial.
“Vamos a tener ciclistas locales y de otras provincias. Se presentó un protocolo sanitario ante el COE donde se específica que todos los corredores que vengan de afuera deberán presentar el PCR negativo. Eso es obligatorio para cumplir con la inscripción”, detalló Postigo. Todos los equipos que representen a otras provincias deberán cumplir con la presentación del PCR negativo para estar en la línea de largada. 
“Hay muchísimo interés de corredores de estar en la Clásica”, agregó el organizador. La prueba contará con la participación de ciclistas de las categorías elite, sub-23, damas y juveniles, corriendo en los horarios habituales y por el mismo circuito que se utilizó en 2019. 
Postigo adelantó que en la zona del monumento a Güemes, tradicional punto de partida y llegada, se implementará una especie de “burbuja” a la que solo podrán acceder organizadores y competidores. No se permitirá la presencia de espectadores más allá de que se trate de un evento al aire libre; se establecerán vallados para que el público en general no pueda acceder al monumento al héroe gaucho. 
“Vamos a tener el vallado de siempre en la línea de largada y llegada y también vamos a hablar con la Policía para que unas cuadras antes de llegar al monumento no deje ingresar a la gente. Todo está delimitación también dentro del protocolo”, expresó Matías Postigo a El Tribuno.
Se estima que al menos 120 ciclistas sean parte de la 89º Clásica 1º de Mayo, una de las pruebas de mayor antigüedad en el calendario deportivo argentino y que no tiene vencedores salteños en elite desde 1994. 
En el ambiente del ciclismo salteño ya se descuentan los días para la competencia; se realizaron algunas pruebas locales como la Clásica de Semana Santa y otras competencias que sirvieron de preparación. Pero el “día a día” y avance o no de la pandemia marcarán el destino de la prueba.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...