Hagan lo que digo, no lo que hago

Vos escuchaste mal.

No, yo escuché bien. Dijo que no sabe cómo se contagió, que no encuentra el vínculo.

Entonces ¿Cómo puede fundamentar sus medidas en el discurso de que las reuniones sociales son el lugar donde la gente se contagia, no en el trabajo, no en otros lugares?

No sé, pero yo escuché bien, estuve esperando desde las ocho de la noche que empiece la cadena nacional o el anuncio oficial -no sé como le dicen ahora- esperé cuarenta y cinco minutos, lo escuché casi completo y dijo eso, que no sabe como se contagió y dijo que no se relajen.

No, eso no lo creo.

Sí créeme. Aunque la medicina alternativa y el Dr. López Rosetti digan que el buen humor sana y fortalece, anoche dijeron que el problema es cuando uno se relaja. Si vas a trabajar estás cuidándote y cuidando a otros, pero cuando vas a una reunión social empezás a relajarte y ahí estás en riesgo.

¿Cómo sería eso?

No sé, no lo explicó. Yo imagino que de pronto te acercás a menos de dos metros de otras personas, hablás con desconocidos, en un descuido tomás de otra copa que no es la tuya. No sé, eso pienso yo, pero no se bien a qué se refiere él.

O sea que tratar de estar bien es un problema ¿Hay que estar mal, enfermo; entonces?

Bueno, tampoco eso. Te explico, parece que los médicos creyeron que esto estaba solucionado y empezaron a atender personas con otras dolencias, eso hizo que se ocuparan turnos, camas, quirófanos y se saturara el sistema de salud. O sea que tampoco podés estar enfermo porque está mal bien visto que te atiendas por otra cosa que no sea por la enfermedad estrella del momento; en realidad no se si está mal visto que vos te atiendas, es como que está mal visto que te atiendan por eso.

Quiere decir entonces que tenemos que estar bien, así tranquilos, con lo que tenemos a mano.

Claro, sí. Pero vos viste, ya vendimos el DVD para pagar la última cuota de Netflix y este mes no queda ni para el chocolate de ansiedad por las noches.

¿Volvió el "de la casa al trabajo y del trabajo a la casa"?

No, no creo, eso era otra cosa.

Y la vacuna ¿Ya te toca?

No, soy joven para la vacuna, pero si llevo un CV no me toman por ser "mayor". Estoy sana, -cruzá los dedos- emprendedora (si no trabajo no comemos), madre, ama de casa, economista, mi propio personal doméstico. ­Qué va! Ni tiempo de relajarme.

No te alcanzan las medidas.

No me alcanzan las medidas ... ni las soluciones.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de opiniones

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...