Después de las lesiones, Juan Salas apuesta a desafíos europeos

A los 23 años, Juan “Peluche” Salas apuesta a dejar todo lo malo que vivió en 2020 por los nuevos desafíos que se abren en Europa. El ciclista nacido en Rosario de la Frontera se encuentra en Barcelona, para dentro de poco ir a correr a Bélgica, Polonia y Estonia con el equipo continental Massi Vivo-Conecta, que tiene base en España. 
Juan no pudo correr la Clásica 1º de Mayo puesto que debía viajar hacia el Viejo Continente; ya instalado en la ciudad catalana comenzó a entrenar para las carreras que comenzarán a desarrollarse desde el próximo 13 de mayo. Ese día competirá en el circuito de Valonia, en Bélgica; el 16 correrá el GP de Criquelion en el mismo país. Después estará en Polonia para competir del 19 al 23 en Baltyk Karkonosze y cerrará el mes en el Tour de Estonia. 
Pero para llegar a todo esto Juan debió soportar un duro 2020, no tanto por la pandemia de coronavirus sino por momentos atravesados por una operación y una fractura de tibia. La resiliencia fue vital para superar esos difíciles momentos en los que hasta pensó en dejar el ciclismo, pero fue una idea que no prosperó y decidió seguir compitiendo. 
Peluche Salas fue operado a principios de febrero de 2020 del tendón rotuliano (rodilla); debió tener una de sus rodillas inmovilizada por varios meses. De a poco fue superando ese momento, comenzó la rehabilitación y en esa etapa volvió a cruzarse con la mala suerte. Cuando ya estaba nuevamente pedaleando sufrió la fractura de la tibia, que lo llevó a comenzar otro proceso de recuperación desde cero. 
“En ese momento simplemente no quería saber más nada de correr en bicicleta. Fue difícil asumir la situación que me estaba pasando, no solo por lo físico sino también por lo mental”, señaló Salas al portal ciclismoXXI, recordando aquellos duros meses de 2020. Gracias al apoyo de su familia y de su equipo pudo recomponer su situación emocional y física para darle lugar a este presente con nuevos desafíos en la elite del ciclismo mundial. 
Salas permanecerá en Europa hasta agosto próximo, luego tiene planes de correr en el Caribe y regresar al Viejo Continente, siempre dependiendo de las restricciones que imponga la pandemia de COVID-19. 
“Mi objetivo a corto plazo es volver a ser un deportista competitivo, encontrar buenas sensaciones, devolverle la confianza que depositó el equipo en mí y poder afianzarme en el pelotón internacional. A largo plazo quiero conseguir mi primera victoria como profesional”, señaló el rosarino hablando de sus objetivos. 

Sus inicios

Juan sigue el legado familiar en el ciclismo. Su hermano, Javier “Bambino” Salas, fue campeón argentino de ruta sub-23; Peluche va por el mismo camino. 
A los 17 años decidió volcarse más activamente al deporte y así fue construyendo una carrera que ya lo vió correr en Europa y otros continentes. Esas actuaciones le sirvieron para llegar a integrar la Selección argentina de ciclismo. 
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...