Cinco cuarteles de bomberos se  fueron de la Federación que los nuclea

Cinco cuarteles de bomberos voluntarios de distintas localidades de la provincia de Salta resolvieron oficialmente presentar la desafiliación de las instituciones a la Federación Salteña que lo nuclea.

Se trata de los voluntarios de El Galpón, Pichanal, del cuartel General Manuel Belgrano de General Güemes, de Cafayate y de Seclantás, debido a que aducen inacción, irregularidades y falta de representatividad del organismo y de resolución de conflictos como de violencia de género.

Los bomberos de la institución 17 de Octubre de El Galpón resolvieron la desafiliación como asociados a la Federación Salteña de Bomberos Voluntarios, que preside Manuel Jesús Gutiérrez, por no propiciar la organización anual de congresos de cuerpos de bomberos ni representar a las asociaciones en defensa de los intereses por mejoras y beneficios. "Convencidos estamos que las mejoras y beneficios deben estar estrechamente ligadas al cumplimiento de obligaciones, a consecuencia de lo cual las asociaciones que no cumplen con las normativas y reglamentaciones, según el fin de los bomberos voluntarios, no deben gozar de privilegios. Las mejoras no pueden llegar a costa de fraude y mal uso del sistema "bomberil'. Entendemos que no es lo mismo ayudar a regularizar y transparentar una situación que ayudar a cubrir las irregularidades", destacaron los voluntarios, cuya presidente de la comisión directiva es la abogada y bombera María Del Pilar Suárez.

Entre otros cuestionamientos, los bomberos galponenses, en el acta labrada para plantear las diferentes situaciones, adujeron que en algunas capacitaciones de la Federación se hacía firmar a sus participantes planillas con fecha que no correspondía a la indicada.

En una asamblea ordinaria que fuera realizada vía zoom el 29 de agosto del año pasado. "Habiendo votado que no se convocaba a la elección de órgano de fiscalización y considerando que el mandato anterior se encontraba vencido desde hacía más de dos años, junto a otros cuarteles se hizo un pedido de regularizar tal situación. La respuesta fue de agresión hacia los peticionantes. No encontramos ofensa en pedir que se regularice el debido funcionamiento de la comisión directiva", señalaron miembros del cuartel 17 de Octubre.

También adujeron la falta de respuestas "ante pedidos de manifestación de una postura, medidas o sanciones disciplinarias a algunos miembros, como instructores de la Federación, coordinadores regionales y jefes de cuerpo activo, acusados de delitos tales como defraudación, abuso sexual a aspirantes y/o bomberas, entre otras", destacaron.

En Cafayate y Pichanal

El Tribuno tuvo acceso a las diferentes actas labradas este mes en los cuarteles, en reuniones en la que decidieron desafiliarse de la Federación Salteña de Bomberos Voluntarios.

En el acta 139 de los voluntarios de Cafayate destacaron que el presidente de la Federación salteña hace uso personal de una camioneta, propiedad de la misma, la cual no está debidamente identificada.

La denominada asociación civil San Juan de Dios destacó que el 30 de mayo de este año se realizaron dos asambleas, las cuales fueron comunicadas oportunamente, según el Boletín Oficial de la Provincia. "Justamente muchos de los cuarteles se encontraron imposibilitados para asistir por encontrase afectados por el DNU 334/2021 y la resolución del COE 13/21.

Previo al desarrollo de la asamblea se mencionó una autorización especial del COE para la realización de la misma, pero no se exhibió a los cuarteles notificación alguna que avale dicha autorización.

"Tampoco se respetan los horarios de inicio de asambleas, acelerando el proceso eleccionario para lograr un rápido tratamiento y cierre de la misma, evitando posibles pedidos de informes de algunos cuarteles. Todo esto hace presuponer que se manejan recursos con total falta de transparencia", dijeron los miembros de la comisión que preside Carlos Brizuela, en los fundamentos para pedir la desafiliación.

“Como asociación de primer grado no estamos dispuestos a formar parte de una Federación que en veinte años no ha podido cumplir con sus objetivos sociales, que realiza actos de ocultamiento y manipulación de información que nos llevan a concluir en serias sospechas de fraude. Los principios ejecutados y el bien común buscado por los miembros de esta asociación de bomberos no coinciden con los de la federación que nos nuclea”, destacaron.

 

En Pichanal se tomó la misma decisión. "Durante años este cuartel, tanto institucionalmente como especialmente en la persona de su jefa, ha sido contantemente hostigado por las autoridades Federación Salteña de Bomberos Voluntarios, así como por algunos asociados", destacaron.

"La Federación pretende entrometerse en el manejo de nuestra asociación, sin ser una facultad pertinente. Ante reiterados hechos de violencia de género la Federación no actuó en defensa de las personas afectadas, sino que tomó una actitud pasiva o de encubrimiento. Tras la desafiliación de otros cuarteles hemos sido destinatarios de una campaña de amedrentamiento por parte de las autoridades de la Federación, las cuales nos amenazaron con perder el derecho a percibir el subsidio de la Ley 25.054 por no estar federados, en otra contradicción con lo establecido por ley", indicaron los bomberos de Pichanal.

Seclantás y Güemes

En Seclantás, entre los puntos más relevantes se encuentran la inacción ante la agresión física de la prosecretaria de la Federación, acompañada por integrantes de su cuartel, contra la jefa del cuartel de Pichanal, comandante Catalina Suárez. "Este cuartel solicitó formalmente que se sancionara a la agresora en su carácter de autoridad de la Federación y se censurara la acción del cuartel en cuestión, sin recibir respuesta alguna", indicaron.

Destacaron "amenazas a la víctima del tal agresión por parte de las autoridades de la Federación. Incitación a estafa, en una asamblea el presidente de la Federación, Manuel Gutiérrez, propuso que se pagara la cuota federativa con tickets de combustible a nombre de la Federación, para rendirlos como gastos federativos".

"La falsificación de documentos, en cada reunión se hace firmar una planilla de asistencia a capacitación, cuyo único posible sentido es desviar fondos del presupuesto de capacitación a rubros que no corresponden", indicaron los bomberos de Seclantás en el acta del primer día de este mes.

Por su parte, los bomberos del cuartel Belgrano de General Güemes también presentaron su desafiliación a la Federación salteña. "Durante 10 años nuestra institución siempre fue tratada con total indiferencia y en algunos casos con desprecio, y por ende nuestro personal", señalaron los miembros de la comisión directiva.

“Las cuentas en Bomberos están bien, en orden”

El presidente de la Federación Salteña de Bomberos Voluntarios, Manuel Gutiérrez, descalificó las acusaciones de los cuarteles que renunciaron a la Federación. “No hay irregularidades en nuestra institución y las cuentas están en orden. Cada asociación dio su motivo. Nosotros estamos trabajando hace 20 años, yo soy uno de los fundadores de la Federación, nos iniciamos con 5 asociados y llegamos a tener 32. Algunos adujeron el tema de la capacitación, violencia de género y otras situaciones. Son libres de estar dentro del sistema o fuera”, destacó.
“Recordemos que dentro del sistema se recibe la capacitación, y, por ejemplo, en estos momentos estamos entregando equipos de bioseguridad a todas las asociaciones”, remarcó Gutiérrez.
Con respecto a las presuntas irregularidades planteadas por los cuarteles que se alejaron del organismo dijo: “Hicimos una asamblea en mayo y los socios no han manifestado nada de eso. Es una falta de respeto a la comisión que tiene 14 integrantes de distintas instituciones. Si hubiera irregularidades comprobadas tendrían que haber hecho una denuncia penal”. 
Dijo que los asesores legales analizan denunciar a las asociaciones renunciantes por calumnias e injurias.
Sobre el uso particular de una camioneta de la Federación, Gutiérrez aclaró que es para actividades de la Federación y para llegar a lugares de difícil acceso. 
Con respecto a las situaciones de violencia de género planteadas, sostuvo: “Nosotros actuamos de acuerdo a los alcances legales y a nuestras posibilidades. Todos los cuarteles son autónomos, como Federación no podemos dar de baja a un integrante de una institución porque no tenemos esa facultad”, aclaró.
Con respecto a Hugo Díaz, el jefe del cuerpo de Metán, que fue denunciado por abuso sexual, dijo: “Lo hemos apartado como instructor de la Federación y hemos sugerido que sea separado del cargo como jefe de bomberos de manera provisoria, hasta que la Justicia determine si es culpable o no”.
 

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...