Sergio Berni: "Hay un responsable que tendrá que rendir cuentas"

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, afirmó anoche que los incidentes en Boca-Gimnasia se originaron a partir de disturbios ocasionados por simpatizantes que no pudieron ingresar al estadio de La Plata.

“Hubo problemas al ingresar”, afirmó Berni mientras se dirigía a la capital provincial a supervisar el operativo desplegado por la Policía Bonaerense. “Muchos hinchas querían ingresar sin entrada”, agregó el funcionario provincial.

“Hoy había 350 policías, los contratados. Pero venden más entradas, y qué pasa, cuando tienen que controlar las entradas, se quedan sin internet, y empiezan los empujones y nadie se hace responsable. Siempre hay una cuerda [que se corta] que es la policía. Yo voy a hacer la denuncia penal que corresponde. Se va a investigar todo, no tengan duda”, señaló Berni en el momento de retirarse del estadio Juan Carmelo Zerillo.

Respecto del policía que le disparó a quemarropa balas de goma a un camarógrafo de TyC Sports, el ministro de Seguridad bonaerense dijo: “El policía tiene una responsabilidad penal y deberá responder por el accionar que tomó. Ningún policía puede tirar de manera directa a un cuerpo, y si lo hizo deberá responder. Eso lo determinará la investigación”.

“Hay una responsabilidad, porque es una muerte [la del hincha César Regueiro] que se podía haber evitado, ahora la justicia está trabajando. Hay un responsable que tendrá que rendir cuentas. Si bien el paciente se descompensó, es una muerte que podía haberse evitado con todo el entorno que sufrió alrededor de esta situación desagradable”, agregó el funcionario.

Berni remarcó que la "responsabilidad de lo sucedido es toda del club organizador del espectáculo", mientras que el titular del Aprevide, Eduardo Aparicio, luego de afirmar que el "partido no volverá a jugarse por ahora", deslindó responsabilidades en el accionar policial "porque había como 10.000 personas en las afueras del estadio cuando las puertas ya se habían cerrado".

A la inversa, el presidente de Gimnasia LP, Gabriel Pellegrino aseguró que tenía para demostrar "que el estadio estaba habilitado para 30.000 personas. Vendimos 3.254 entradas sobre 4.300 que nos enviaron ya que el resto eran socios y es la policía la que determina la cantidad de gente que entra".

"La gente quería entrar con los carnets en la mano y nosotros veíamos plateas vacías. Los que cerraron las puertas fueron los organismos de seguridad, la policía y el Aprevide", argumentó el titular gimnasista.

 En tanto el árbitro Mastrángelo afirmó que suspendió el partido "a instancias del Aprevide" y que "nunca había vivido una situación como esta".

Después llegaron las muestras de repudio de la AFA y las condolencias por la muerte del hincha gimnasista de parte de Boca Juniors, cuyo entrenador, Hugo Ibarra, lamento que "la gente vino a ver un espectáculo y todo terminó de la peor manera".

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...