Salteña fue estafada por una conocida timadora

Al parecer una familia salteña cayó en las garras de una timadora profesional. El 14 de febrero Carmen Rosa de la Vía, de 67 años, denunció a "su nuera", Valeria Ziggiotto, de quien sostuvo le robó una importante suma de dinero. La mujer, madre de ocho hijos, contó que al parecer la estafadora la dopó y se las ingenió para sacar sus datos personales y hasta una "selfie", con lo que pudo operar en el banco del que era clienta. "Entre transferencias y préstamos me robó 400.000 pesos", apuntó la víctima en diálogo con El Tribuno.

La denuncia por estafa realizada por la señora oriunda de Hipólito Yrigoyen es acompañada por una increíble historia que tiene en su haber quien habría cometido la estafa. Valeria Ziggiotto cuenta con un interesante prontuario y entre los hechos en los que estuvo involucrada sin dudas sobresale el haber engañado a una madre que desde hace más de 25 años busca a su hija en Buenos Aires.

"Esa mujer bien sinvergenza supo ser, era mi nuera y vino a quedarse a mi casa, estuvo unos seis meses", comenzó relatando Carmen Rosa, era el inicio de un inesperado calvario, y siguió: "Me estafó, me sacó plata del banco y se fue, desapareció". La mujer de 30 años, quien habría nacido en Rosario de Santa Fe, desembarcó en el norte salteño, en la localidad de Hipólito Yrigoyen, en septiembre del año pasado, desde ese momento comenzó a pergeñar "la estafa".

La estadía de la timadora en esa localidad norteña obedeció a cuestiones personales que su pareja, hijo de doña Carmen, tuvo que afrontar. Natalia López, hija de Carmen Rosa, le contó a este medio que su hermano llegó junto a su pareja porque otro de sus hermanos perdió la vida. "En ese momento esa mujer aprovechó para dopar a mi mamá y sacarle información, mi mamá no tuvo noción de lo que le hicieron, lo cierto es que se las ingenió para robar 400 mil pesos", expresó Natalia.

"Cuando fuimos al banco nos enteramos de lo que había hecho, entre transferencias y préstamos sacó 400 mil pesos, para eso realizó varias acciones desde sedar a mi madre hasta sacarse selfies, le decía "doña Carmen nos saquemos fotitos' y le hizo fotos de frente y de costado para a través del homebanking realizar las operaciones", sostuvo indignada Natalia López.

En febrero, "de la noche a la mañana desaparecieron", recordó Natalia y habla en plural porque también se refirió a su hermano Maximiliano López, pareja de Valeria Ziggiotto. "Ella se fue para Buenos Aires y nunca más la pudimos encontrar, y mi hermano está en Hipólito Yrigoyen, la verdad que no sé si tiene algo que ver con todo esto, tenemos nuestras dudas. Dijo -por el hermano- que no sabía nada, pero aún no sabemos si es cierto, habrá que ver por qué como pareja ¿cómo no vas a saber qué hace tu marido y tu mujer? No sabemos si él está prendido".

Desde que radicaron la denuncia no hubo novedades al respecto, "desde el 14 de febrero nos dijeron que nos iban a mantener al tanto y nunca más recibimos novedades. Fui personalmente a preguntar a la fiscalía y me dijeron que el caso todavía no salió, por eso no nos quedó otra alternativa que recurrir a los medios". Natalia López y su madre, Carmen Rosa de la Vía, tienen la esperanza de que la investigación se ponga en marcha y puedan recuperar el dinero sustraído.

   Documento de Ziggiotto que le pasó a El Tribuno la familia de Carmen Rocha.

Impostora

Valeria Ziggiotto es la mujer que en 2019 se hizo pasar por Marina Fernanda Aragunde, la niña de 4 años que fue raptada por desconocidos cuando jugaba en el jardín de su casa en Marcos Paz, provincia de Buenos Aires, el 1 de febrero de 1995. Veinticuatro años después, un 13 de junio de 2019, la madre de la pequeña, Marina Beatriz Aragunde, fue contactada vía Facebook -red social donde la madre hace más de 27 años busca a su hija a través de la cuenta Buscamos a Marina Fernanda Aragunde- por Ziggiotto, quien dijo ser su hija.

El reencuentro fue emotivo, distintos medios nacionales se encargaron de hacer conocer la historia e informar al respecto, sin embargo todo era una farsa. Dos ADN bastaron para despedazar las esperanzas y sueños de Beatriz, madre de la pequeña raptada.

Sigue buscando pese a las amenazas

A pesar de la amargura y la lucha que una y mil veces la vio caer y levantarse, Marina Beatriz Aragunde sigue buscando a su hija. En medio de la búsqueda y sobre todo luego de la poco feliz aparición de Valeria Ziggiotto, la mujer fue amenazada. “Ya la encontraste, dejá de buscarla, dejá de remover mierda”, fue uno de los mensajes que recibió. La mujer sospecha que Ziggiotto tiene algo que ver con la organización narcocriminal que se llevó a su hija, víctima de un ajuste de cuentas contra su abuelo paterno ya fallecido.
A raíz de las arteras amenazas que recibió la madre de Marina Fernanda, quien hoy debería tener 30 años, hizo sospechar un posible vínculo entre la timadora y la organización. Además, Beatriz contó que Ziggiotto tenía mucha y certera información al punto que creyó ciegamente que se trataba de su hija.    
 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...