¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

10°
23 de Mayo,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

"El futuro va hacia la programación, así que recomiendo que todos estudien eso"

Entrevista con Lucas Rodríguez, creador de la app Salta Plus.
Domingo, 30 de abril de 2023 00:35

Lucas Rodríguez tiene 24 años y es un programador autodidacta. A su corta edad ya es creador de "Salta Plus", una de las aplicaciones más usadas por los usuarios del transporte urbano de la provincia y hace poco lanzó "July", una app de taxis y remises de Salta. En diálogo con El Tribuno, Lucas cuenta sus comienzos, las ventajas de un programador, el desarrollo tecnológico en Salta y la idea de eliminar la burocracia en los trámites municipales.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Lucas Rodríguez tiene 24 años y es un programador autodidacta. A su corta edad ya es creador de "Salta Plus", una de las aplicaciones más usadas por los usuarios del transporte urbano de la provincia y hace poco lanzó "July", una app de taxis y remises de Salta. En diálogo con El Tribuno, Lucas cuenta sus comienzos, las ventajas de un programador, el desarrollo tecnológico en Salta y la idea de eliminar la burocracia en los trámites municipales.

¿Cuando nació tu interés por la programación y cómo aparece la idea de Salta Plus?

Desde los 11 años empecé a meterle mano a la computadora y a los 18 años estudiaba Ingeniería Informática, pero en un momento sentí que no estaba aprendiendo más que las bases. Un día me planteé hacer algo que me faltara y pensé en los colectivos. Yo no sabía hacer aplicaciones y esa fue la primera vez que lo hice en mi vida aprendiendo con tutoriales de Youtube. Me llevó como dos meses y la saqué sin tener mucha fe en que iba a funcionar, decía que si en tres meses no habían 1.000 descargas la borraba, pero a la semana ya tenía 15.000 y todo el mundo la quería usar.

¿Y cómo se encuentra la aplicación hoy?

La app ahora está adaptada para Android y IPhone y está mucho mejor de lo que estaba antes, se puede ver el saldo de la tarjeta y consultar números de remiserías. Aprendí muchas cosas en el camino.

¿En qué otros proyectos estás ahora?

Pienso seguir agregándole a la app cosas que acá no funcionan muy bien como los tramites municipales, son muy burocráticos y estoy pensando en cómo simplificar todo eso con una app.

También acabo de lanzar una nueva app que se llama "July" y es como un Uber salteño: ahí se pueden registrar los remises y taxis habilitados y es una súper oportunidad para aquellos taxistas que no simpatizan con la idea de que lleguen las apps de taxis a Salta. También estoy planteándome la idea de crear una app que se llame #NOESNO y sería una red de contención para que las mujeres se sientan seguras.

¿Cómo es el mercado de la programación en Salta?

No se si diría (que hay) competencia, pero aquí no llegué a conocer gente que haga las cosas bien hechas. Conocí gente de Buenos Aires, Uruguay y hasta de Estados Unidos que si son buenos. Los porteños me llegaron a decir que no esperaban nada de los salteños, pero yo creo que si podemos hacer algo, así que estoy yendo por ese camino. Salta no está desarrollada y debería porque la programación tiene grandes propuestas de crecimiento.

¿Qué soluciones se le podría dar a los salteños con la creación de apps?

Eliminar la burocracia y los trámites, más allá de eso no se puede hacer mucho con tecnología, sino también necesitamos de la conciencia social. Podríamos concientizar a la gente para que se den cuenta de que podemos vivir mejor.

¿Es fácil ser programador?, ¿cuáles son los pro y los contra?

Hoy en día me parece super fácil, pero me acuerdo que empecé a los 11 años a ser autodidacta y viendo videitos de Youtube. Se puede, aunque es complicado. En todos estos años avanzó bastante, pero hay que ponerle ganas. El futuro va para allá (la programación) así que recomiendo que todos estudien eso.

Lo bueno es que podes trabajar desde tu casa y desde tu cama, podés trabajar para empresas de otros países y no tenés que viajar. Personalmente no le encuentro nada negativo, quizás las matemáticas, pero en general es todo positivo porque resolvés problemas y te cambia la forma de pensar.

Dejaste la carrera porque sentías que no aprendías ¿cómo fue tomar esa decisión?

Tuve la suerte de seguir mi camino y elegir sin que nadie me diga nada y ser autodidacta, es valido por más de que piensen que no vale. Lo que hace la universidad es avalarte tus conocimientos, pero estamos en una época muy distinta, donde tenemos todo en el celular y no tenemos que irnos a los libros como antes. En programación me di cuenta que el título no es tan necesario, salvo para firmar como ingeniero, pero generalmente no lo necesitás, solo hay que ser muy bueno.

¿Se puede vivir siendo programador y cuánto se gana?

Obviamente se puede vivir porque todo el mundo requiere de este servicio. Desde Salta trabajando para Estados Unidos se pueden ganar 2.500 dólares por mes. Pero también conozco gente que está ganando $200.000. Hay una gran variedad de sueldos, pero si sos bueno te van a buscar mucho de afuera y vas a tener sueldos altos.

Se puede ganar más ofreciendo los servicios a empresas, pero es algo que no va a ser tuyo y en las aplicaciones propias hay un riesgo de saber si va a funcionar y si te va a generar ingresos o no.

¿Cómo te ves de acá a cinco años?

Me veo finalizando esta etapa de dedicarme a la programación, no es algo que quiera hacer toda mi vida, me gusta, pero es un puntapié para cambiar la forma de pensar. Quiero hacer 2 o 3 aplicaciones más y después quizás irme al rubro de la música.

¿Qué les dirías a los chicos que hoy se encuentran buscando una profesión?

No les voy a decir a todos que estudien programación porque no a todos les va a gustar, lo que si podría decirles es que estudien algo que de verdad les guste porque sino después perdés los 5 años estudiando y cuando están trabajando no les gusta y no lo disfrutan. Les diría también que sean curiosos y aprendan. Estando en el ambiente me di cuenta que no hay mucha gente curiosa. Por eso hay que aprovechar las oportunidades.

 

Temas de la nota

PUBLICIDAD