¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

24°
23 de Abril,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

Un alud aisló a 50 familias del verde Valle de Acambuco

Las familias incomunicadas reclaman asistencia. El cacique de la comunidad de Campo Largo, David López, se quejó por la indiferencia de las autoridades.
Viernes, 05 de enero de 2024 02:04

El desborde del río Itaú que divide los territorios de Bolivia con el municipio de Aguaray al noroeste de la provincia produjo un alud que dejó incomunicadas a unas 50 familias que residen en esa alejada y difícil zona del norte. Hasta las últimas horas del miércoles las familias pedían la ayuda de las autoridades para poder salir de algunas viviendas que se encuentran dispersas en toda esa región del Valle de Acambuco.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

El desborde del río Itaú que divide los territorios de Bolivia con el municipio de Aguaray al noroeste de la provincia produjo un alud que dejó incomunicadas a unas 50 familias que residen en esa alejada y difícil zona del norte. Hasta las últimas horas del miércoles las familias pedían la ayuda de las autoridades para poder salir de algunas viviendas que se encuentran dispersas en toda esa región del Valle de Acambuco.

"Estamos en una situación de emergencia, crecieron mucho el río y las quebradas y hay familias que están aisladas en sus casas y no pueden salir" fue uno de los mensajes que en horas de la tarde de ayer hicieron llegar algunos pobladores que también tenían muchas dificultades para comunicarse entre ellos mismos.

Las intensas lluvias de verano hicieron desbordar el Itaú que marca el límite entre Argentina y Bolivia pero además todas las quebradas que bajan desde los cerros hacia todo el valle de Acambuco provocaron este alud. Otros vecinos pudieron mandar algunas imágenes de la zona a la que hasta la mañana de hoy no había llegado ningún tipo de ayuda. "Hay gente que está sin agua para tomar, muchas familias con niños y ancianos y hasta hay gente de Tartagal" expresó en otro mensaje una vecina de esa zona del norte de la provincia.

"Nadie vino a ayudar"

El cacique de la comunidad de Campo Largo David López, la comunidad que sufrió las mayores consecuencias del alud que el desborde del río Itaú produjo en esa zona del noroeste del municipio de Aguaray, se lamentó que ninguna autoridad ni municipal ni provincial haya llegado para ayudar a la gente de la zona. "Estamos esperando que nos ayuden pero acá no llega nadie, de ningún lado. Los únicos que se interesaron por saber cómo estamos son los periodistas, pero nadie más" expresó el dirigente originario.

La crecida de los arroyos que se inició el miércoles produjo el corte total en el camino que conduce de Macueta a Campo Largo dejando a medio centenar de familias aisladas. El concejal Sergio Nieva precisó que "son mas o menos 6 kilómetros entre esas dos comunidades pero no se puede transitar y la gente tiene solo dos opciones: bajar a Acambuco o irse a Bolivia; están viviendo una situación muy difícil porque hay familias con niños pequeños, con ancianos y no pueden salir por eso es urgente que las autoridades lleguen a ese lugar a llevarles agua y comida" pidió el edil de Aguaray.

 

Temas de la nota

PUBLICIDAD