Marcelo Peñaloza dejó de ser DT de Río Dorado de Apolinario Saravia, que milita en el torneo Argentino B. El entrenador pegó el "portazo" hace instantes del club anteño, molesto por problemas organizativos y falencias, según él, que no le permitían trabajar con normalidad.

"Me vine a Salta al mediodía, el plantel quedó entrenando con el PF y ayer nos juntábamos a jugar un partido con Unión Güemes. De un momento para el otro me confirma un dirigente que el amistoso se suspende, y me lo dicen por mensaje de texto. No es serio. Esta es solo una, de una serie de cosas que me desgastaron. Hay cosas que no puedo desarrollarlas y no puede trabajar como yo quiero. Y es el técnico el que siempre paga los platos rotos", le confesó Peñaloza a El Tribuno, esgrimiendo las razones de su dimisión del cargo.

"Quiero aclarar que hay buena gente, que la gente de Río Dorado siempre me cumplió. Sólo que en un torneo como este, hay que trabajar con seriedad. Estábamos enchufados, tanto yo como mi cuerpo técnico (Esteban Molina y Rodolfo Ibarra), yo trabajo en cada club como si estuviese en el Barcelona. Pero ya no daba para más", le dijo el estratega a este matutino.

Peñaloza no le cierra una puerta ni a Camioneros (hoy sin DT) ni a Racing de Córdoba. "Sé que estoy en la consideración de la gente de Racing y ese para mí es un honor, pero no hubo charlas ni nada formal. ¿Y de Camioneros? Estoy abierto para dialogar con cualquier club. Este es mi trabajo", concluyó.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...