En noviembre de 2012, en la ciudad de Orán, con la presencia del gobernador Juan Manuel Urtubey, se llevó adelante la inauguración de una fabrica textil que tenía como propósito generar puestos de trabajo para familias de escasos recursos. La cooperativa funcionó un tiempo pero luego fue decayendo y terminó cerrando sus puertas.
A comienzos de este año, desde la comuna surgió la iniciativa de reactivar la fábrica llamada Textil Orán. "Notamos que hace varios meses el lugar se encuentra cerrado y buscamos iniciar un proyecto de resurgimiento de la compañía, por una cuestión lógica, que es la necesidad de puestos de trabajo que hay en Orán", explicó Cristina Paz, encargada del área de Desarrollo Humano, y quien lleva adelante este proyecto. La funcionaria agregó que la idea "es poder capacitar y formar profesionalmente a algunas personas para que mejoren su empleabilidad".
El proyecto, que empezó a tomar vida el jueves, contará con una capacitación profesional por un lapso de seis meses, dividida en tres módulos, que estará a cargo del docente Oscar Lapithz.
La idea es lograr hacer pequeñas producciones, fortalecer el equipo de trabajo y darle un sentido operativo, para que esto empiece a funcionar como una empresa. Con el profesor Lapithz estamos proponiendo una capacitación de alta calidad. Por suerte contamos con los recursos necesarios para que se convierta en un proyecto exitoso", agregó Paz en diálogo con El Tribuno.
El taller ya se encuentra montado y cuenta con quince máquinas de coser industriales, más los insumos que proveerá la Municipalidad. Al emplear un proceso industrial, el trabajo se realizará en serie, pudiendo llegar a obtener, como resultado, un total de 300 prendas diarias y hasta 7.000 mensuales.
Por ahora son 50 las personas inscriptas. Paulatinamente, en base al desempeño, se seleccionarán para distintos puestos según los respectivos perfiles, donde sea considerada que puede ser má útil a la empresa. "Estamos empezando desde cero, con un equipo de recurso humano completamente nuevo. Es por eso la importancia de la capacitación, para poder llegar al final de la misma con gente bien interiorizada
en lo que es la dinámica de una empresa", agregó Paz.

Expectativas y testimonios

"El sueño es poder llegar a tener un buen trabajo, capacitarme y seguir aprendiendo, tenemos mucho entusiasmo y el deseo de poder armar esta cooperativa. Es una buena salida laboral para los oranenses", comentó Melina Martínez, una postulante a operaria.
En la fábrica se pretende confeccionar uniformes escolares para las distintas instituciones de la ciudad y la región. Además, pantalones de trabajo, camisas de trabajo, mamelucos, camperas y rompevientos, buzos y chalecos, uniformes, chombas y remeras, guardapolvos, delantales, ambos y conjuntos de enfermería. Los productos elaborados, principalmente prendas de algodón, serán vendidos inicialmente en el mismo departamento Orán, aprovechando la concentración de empresas como el ingenio San Martín del Tabacal, los hospitales, escuelas y colegios de la zona. Quien tendrá la resposabilidad y el gran desafío de comandar al personal del taller textil será Oscar Lapithz, diseñador de indumentaria, docente y director de la carrera de Arte Indumentaria Textil. "Estuvimos charlando durante tres meses meses con Cristina Paz, nos pusimos de acuerdo y me comprometí a capacitar al personal y dejar funcionando la empresa para que haga usufructo de lo producido", explicó el docente.
Y adelantó que aquí les vamos "a enseñar el profesionalismo que tiene que tener una empresa textil, chica o grande como ésta; cómo ser un buen operario, administrador, distribuidor o supervisor". "El mundo textil es muy amplio, te da oportunidades, pero hay que saberlo trabajar y ponerle ganas, nada mas", agregó Lapithz. "De a poco vamos a ir ubicando a cada operario en el lugar en el que mejor se desenvuelva. Es un verdadero desafío", concluyó el docente.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...