El anuncio de que los hospitales de Orán San Vicente de Paul y de la capital de la provincia San Bernardo recibirán 5,5 millones de euros en equipamiento generó una indisimulable molestia en los máximos responsables de la salud pública en el departamento San Martín, cuyo hospital de cabecera, Juan Domingo Perón de Tartagal, quedó excluido de recibir ese importante aporte.
La información fue publicada en El Tribuno en su edición del domingo y da cuenta que la provincia recibirá del Ministerio de Salud de la Nación equipamiento hospitalario por un monto superior a los 5,5 millones de euros destinados a reforzar los recursos de infraestructura con que cuentan los hospitales San Bernardo y San Vicente de Paul.
El programa a favor del sector sanitario público, en el que intervienen los gobiernos de Italia y Argentina, comprende la provisión de equipamiento hospitalario de alta tecnología, capacitación al personal y acompañamiento profesional posterior a la instalación y se logró por un acuerdo entre el Ministerio de Salud de la Nación con la Embajada italiana.
La Dirección de Infraestructura del Ministerio de Salud Pública trabaja en el acondicionamiento del espacio físico en los dos hospitales donde se instalarán los equipos, que involucran áreas de cirugía, oftalmología, cardiología, radiología, terapia intensiva, neonatología, unidad coronaria, laboratorio, guardia, etc.

Tartagal, fuera del esquema

En medios locales el gerente del hospital Perón, José Fernández, criticó la decisión de volcar los recursos en los dos nosocomios provinciales excluyendo al hospital de cabecera del departamento San Martín, que recibe pacientes propios y de Rivadavia, y tiene un área de influencia de más de 200.000 habitantes, sin contar los que provienen del sur de Bolivia y que son asistidos también aquí, por convenios de colaboración binacional.
En esa línea, Fernández dijo en relación a los 5 millones y medios de euros que se volcarán en equipamiento: "Yo veo lo que sucede en salud y los diseños que se implementan y me gustaría saber dónde estamos parados; habría que preguntarle a las autoridades del Ministerio de Salud y del Gobierno o a la Legislatura provincial el porqué de estas decisiones. Yo veo, por ejemplo, que en la localidad de Embarcación se levantó un inmenso hospital, equipado ciento por ciento, provisto con un tomógrafo desde hace dos años, cosa que nosotros en Tartagal todavía no tenemos".
"Y hoy veo la información de que van a reforzar el hospital de Orán y me convenzo de que el plan de salud que tienen en mente no pasa precisamente por Tartagal, sino por reforzar, en cuanto a salud pública se refiere, el eje Embarcación - Orán".
Fernández precisó además que "en Tartagal estamos lejos de Salta y sufrimos por ese tipo de decisiones. No sé quién gestionó, quien peleó o quien determinó que los beneficiados fueran los hospitales San Bernardo y San Vicente de Paúl, pero lo que sí sé es que a Tartagal no le toca nada porque estamos fuera de ese esquema. Aunque tampoco conozco las razones, quizá porque hace poco que asumí el cargo. Pero la realidad es que de lo que llegue en materia de reforzamiento a Tartagal no nos vá a tocar nada, lamentablemente".
Fernández criticó también "la decisión de levantar una importante estructura edilicia y totalmente equipada como es el hospital San Roque de la localidad de Embarcación, "que hace dos años que cuenta con un tomógrafo cuando nosotros todavía no tenemos ninguno".
Cabe recordar que el médico fue designado en este cargo en diciembre pasado, luego de un escándalo en el

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...