El balance final del Plan Belgrano cerró con un aplazo en las obras viales

Anunciado a fines de 2015 como un programa de reparación que achicaría las brechas sociales y apuntalaría el crecimiento del norte argentino, el Plan Belgrano llegó al final del ciclo macrista con menos de la mitad de las obras ejecutadas. 

Con Alberto Fernández recién acomodado en el sillón de la Presidencia es un incógnita la suerte de los proyectos de infraestructura que quedaron freezados en la región.

En Salta, según el balance final con el que Roberto Ulloa (h) cerró su tarea de coordinador, el gobierno de Mauricio Macri llevó adelante 400 proyectos viales, ferroviarios, aeroportuarios, eléctricos, escolares, hídricos y de infraestructuras sociales con una inversión de $51.000 millones.

El Plan Federal Vial, eje medular del programa junto a la recuperación de la red ferroviaria del Belgrano Cargas, dejó una amarga sensación en la provincia, porque, lejos de la autopista prometida desde Rosario de la Frontera hasta el río Las Pavas (límite con Jujuy), el tramo que comparten las rutas 9 y 34 sigue tan infernal como en 2015. 

Entre la construcción de la autopista (197 kilómetros), carriles de sobrepaso para hacer más segura la ruta 9 entre Rosario de la Frontera y la localidad tucumana de Raco (52 km), obras de pavimentación (260 km), trabajos de repavimentación (904 km) y obras especiales (53 km), la inversión total prevista en la red vial de la provincia ascendía a $18.038.

En cuatro años, sin embargo, solo se finalizó una decena de proyectos de pavimentación, repavimentación y construcción de nuevos puentes en las rutas 34,16, 50 y 51 por un total de $2.994 millones.

Aún están en ejecución en las rutas 34, 81 y 13 (esta última provincial) obras de reconstrucción, mantenimiento y pavimentación por otros $4.608 millones (25,5% de la inversión total prevista).

Las cifras, desprendidas del informe final del Plan Belgrano, muestran a Salta entre las provincias más relegadas del Plan Vial Federal. Hay una prueba concreta desde el río Las Pavas hacia el norte, en territorio jujeño, donde la ruta 34 ya está tomando las formas de una autopista con financiamiento asegurado.

De este lado del límite interprovincial, los proyectos terminaron marginados de los presupuestos desde fines de 2017, luego de que se encendieran protestas en Metán y General Güemes contra las variantes previstas para alejar los tráficos de sus áreas urbanas.

En 2018, ante reclamos en distintos niveles, Vialidad de la Nación incorporó los tres tramos salteños de la autopista 9/34 en la segunda etapa del Programa de Participación Público Privada (PPP). De esa forma, dejó supeditada su concreción al exclusivo interés que pudieran despertar las obras en bancos e inversores privados. El deterioro económico, la inestabilidad monetaria y el riesgo país le pusieron en pocos meses una lápida al PPP y los 197 kilómetros de vías adicionales, puentes, colectoras, distribuidores, cruces elevados y variantes, proyectados con una inversión global de $10.500 millones, quedaron en la nada. 

En el mismo paquete de obras viales estaba incluida la reconstrucción de los 42 kilómetros que tiene la autopista de acceso a la ciudad de Salta desde la rotonda de Torzalito. En ese nudo vial se separan las rutas nacionales 9 (hacia la capital salteña) y 34 (hacia el norte), luego de la traza común que comparten desde Rosario de la Frontera. 

El primero de los tramos de autopista ofrecidos a constructoras privadas estaba proyectado desde Rosario de la Frontera hasta la intersección de las rutas nacionales 34 y 16, en Río Piedras, con una extensión de 53 kilómetros.

El segundo tenía 70 kilómetros desde Río Piedras hasta Cabeza de Buey. El tercero se extendía desde Cabeza de Buey hasta el límite con Jujuy. 

Se ejecutó 60% de las inversiones previstas en viviendas sociales

Los niveles de ejecución fueron más altos en vías férreas, obras escolares y proyectos de hábitat.

Viviendas sociales en construcción.

En los últimos cuatro años, la Nación financió en Salta la construcción de 3.968 viviendas sociales y 452 mejoramientos, con una inversión de $2.537 millones, a través del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV).

El balance del Plan Belgrano cerró con un avance del 60% en las obras habitacionales previstas.

En infraestructura ferroviaria, se licitaron en la provincia 496 kilómetros de vías nuevas, con una inversión de 487 millones de dólares. Se terminaron 239 kilómetros, otros 257 están en ejecución y quedaron sin licitarse 287 kilómetros.

De acuerdo con el último reporte de la coordinación del Plan Belgrano, en el aeropuerto de Salta se contrataron obras por $1.279 millones. Entre las finalizadas se citaron las mejoras en la terminal de pasajeros (primera etapa), la repavimentación de las pistas, la readecuación de las calles de rodaje de las aeronaves, la ampliación de la plataforma y el nuevo sistema de balizamiento.

Entre las que continúan en ejecución fueron señaladas la iluminación de la plataforma comercial, la ampliación del estacionamiento vehicular (de los 234 puestos actuales a 497) y la segunda etapa de las mejoras proyectadas en la terminal de pasajeros. 

En proyectos de hábitat, el Plan Belgrano contemplaba obras por $3.160 millones, de los que se transfirieron hasta comienzos de este mes $2.189 millones. En cuatro años, según el informe oficial, se terminaron 12 proyectos. Otros 27 esperan ser finalizados en una docena de municipios.

Entre los proyectos terminados resaltan dos de la capital salteña: el reordenamiento de área centro, corredor y canal de calle España ($157 millones) y la primera etapa del Corredor de la Fe ($62,5 millones). Las demás obras se finalizaron en el sudeste de la capital (Gauchito Gil, Libertad y Convivencia), Cafayate (El Socorro), El Carril (San Jorge), El Mollar (Santa Teresita), Nazareno y parajes aledaños del departamento Santa Victoria, Rosario de la Frontera (barrio Ramón Abdala), La Poma, Santa Victoria Este y La Puntana (Rivadavia). 

En infraestructura escolar, de un total de 110 obras presupuestadas por más de $2.004 millones, se concluyeron 85, según el balance oficial. 

En el detalle figuran 49 obras de ampliación y construcción de edificios nuevos de jardines de infantes (37 finalizadas y 12 en ejecución), junto a cinco proyectos de jardines maternales finalizados. También se resaltaron 20 obras de escuelas rurales (seis terminadas y 14 ejecución); 27 ampliaciones y edificios nuevos construidos para escuelas primarias y secundarias, y nueve obras semejantes para escuelas técnicas (cuatro terminadas y 5 en ejecución) en distintas localidades de la provincia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...