"Coya" Castellanos: "Nosotros fuimos un espejo para los chicos que venían de abajo"

Carlos Daniel "Coya" Castellanos, 56 años, exjugador profesional de Gimnasia y Tiro. Integró el glorioso equipo dirigido por Ricardo Rezza, que ascendió 7 de agosto de 1993, al fútbol de Primera División de AFA. Se codeó con los grandes del fútbol argentino. Es padre de dos hijas mujeres, que le dieron dos nietos hermosos.

Recuerda: "El gordo Ruiz me bautizó como "Coya" y Fantino me puso "Resorte". Estuve en el primer ascenso de Gimnasia, pero en el segundo vino el técnico Ragusa y trajo jugadores de otro lado y quedé relegado del equipo, entonces me fui a Central Norte, donde me retiré".

En infantiles

Sobre su actividad actual señaló que está trabajando con la pre novena del club donde les enseña a chicos. "También tengo una escuelita de fútbol donde trabajamos con el centro vecinal y la Secretaría de Deporte, en el complejo del barrio El Tribuno, Nicolás Vitale, con chicos que van desde los 6 a 14 años. También tenemos un equipo de fútbol femenino, que está participando actualmente en el campeonato que organiza el club Cachorros".

 

Gimnasia y Tiro asciende a Primera División

Al referirse a su paso por el fútbol profesional y cómo ve a los equipos salteños fue muy claro.

Diferentes épocas

"Son épocas muy diferentes. Hoy el fútbol se vive de otra forma. En mi época había hambre de gloria, queríamos hacer historia y lo logramos con jugadores de la zona, de Salta y de Jujuy, como fueron los casos de González, Amaya, Iturrieta, Guiberguis, Alegre, Olarte, entre otros. Demostramos que con jugadores de la zona podíamos hacer historia. No fue fácil, nosotros ya veníamos trabajando con Marcial Acosta, estuvimos tres años con él, hicimos una buena base y la mayoría con jugadores de la zona. Por eso siempre digo que los clubes salteños deberían hacer un proyecto y darles dos o tres años, para que vean recién un futuro los jóvenes de aquí, porque trayendo jugadores de afuera no se garantiza nada, al contrario nuestros jóvenes quedan relegados y la mayoría pierde el entusiasmo. Por eso recalco que nosotros estuvimos tres años con los mismos jugadores y recién pudimos lograr el objetivo de ascender".

Con los grandes

Al ser consultado sobre qué sintió jugar en los grandes estadios argentinos o en la Bombonera, dijo "Si tiembla, son experiencias inolvidables, porque en esa época nosotros solo veíamos esos estadios por televisión y estar en la cancha de Boca o de River, es algo que no te olvidas más".

"Nosotros fuimos un espejo para los chicos que venían de abajo, porque cuando andás bien, siempre te quieren imitar".

"Yo al fútbol lo tomaba como un trabajo, me gustaba entrenar, no era de salir, no me lesionaba y gracias a eso me dieron un premio como "el mejor deportista de Salta", tuve esa satisfacción gracias a mi esfuerzo.

Es por eso también que donde voy me reconocen, me recuerdan".

Al analizar el fútbol y los clubes actuales señaló: "El gran error que se comete hoy es creer que lo mejor viene de afuera, refuerzan los planteles con gente de otra parte y eso el jugador salteño lo sufre, se desmotiva. El momento actual de Gimnasia me duele, como hincha, pero tengo fe de que las cosas van a cambiar. No voy a la cancha, porque el fútbol salteño no me genera el entusiasmo de antes. Nosotros ganábamos en Tucumán, en Jujuy, en el Cementerio de los Elefantes, en Junín, en todos lados. Hoy no se ve esa fortaleza de visitante en ninguno de los equipos salteños".

"Nosotros jugábamos por la camiseta. Tuvimos épocas malas, en la que no teníamos para comer, antes de ascender a la B Nacional, pero cuando entrábamos a la cancha no nos importaba nada, solo jugábamos. Pero si hubo épocas en las que no la pasábamos bien y nos ayudábamos entre todos; el Gringo Viano, el Tanque González, Motorcito Gómez".

"Hace falta que equipos salteños estén en una categoría mayor, como la B Nacional, porque es la forma de que los chicos se entusiasmen, pero al haber equipos en el Argentino y encima traen jugadores de otro lado, nuestro chicos no tienen muchas oportunidades de llegar a jugar en primera, entonces dejan y se dedican a otra cosa".

"Lamentablemente el fútbol salteño no avanza, se quedó estancado, entonces se hace más difícil, porque quién no quiere que Juventud, Gimnasia o Central esté en la B Nacional, porque estando en esa categoría, ya es otra vidriera para los chicos o jóvenes, lo partidos se televisan, entonces vienen representantes a observar futuros cracks".

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...