El canciller Felipe Solá y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz, recibieron hoy en la Casa Rosada a una delegación de los Estados Unidos. Los representantes de la embajada norteamericana pidieron reunirse con los funcionarios de Alberto Fernández tras manifestar su malestar por la agenda pública que está desarrollando Evo Morales en la Argentina.

“Llamamos a la administración de Alberto Fernández a trabajar para garantizar que Morales no abuse de su estatus de refugiado en Argentina”, señalaron hoy desde la embajada norteamericana, aunque no quisieron brindar detalles sobre el temario de la reunión.

Solá y Béliz recibieron en el Salón Eva Perón de la Casa Rosada a la ministra consejera Mary Kay Carlson y el consejero político, Chris Andino, representantes del Departamento de Estado. Aunque oficialmente no se informó el motivo del encuentro, trascendió que los funcionarios norteamericanos solicitaron el encuentro para hacer conocer su disconformidad por las actividades que en la Argentina está realizando Morales.

Kay Carlson es la encargada de negocios de la embajada de los Estados Unidos y oficia en representación del embajador, Edward Prado, que no se encuentra en la Argentina.

“Representantes de la embajada de los Estados Unidos se reúnen con funcionarios del gobierno argentino de manera regular. La embajada no hace comentarios sobre los temas discutidos durante esas reuniones privadas”, señalaron fuentes oficiales de la embajada.

Consultados sobre la situación de Evo Morales, sin embargo, manifestaron: ‘Hacemos un llamado a la Argentina para que sea un buen vecino al apoyar la democracia boliviana y llamamos a la administración de Fernández a trabajar para garantizar que Morales no abuse de su estatus en Argentina‘.

Pese al pedido inicial del Gobierno a Evo Morales de que no hiciera declaraciones políticas mientras viviera en la Argentina como refugiado, la Casa Rosada manifestó recientemente su apoyo a la estrategia del expresidente de Bolivia de dirigir la campaña presidencial del Movimiento Al Socialismo (MAS) desde nuestro país y le prometió desplegar un operativo de seguridad especial para el acto que el dirigente planea llevar a cabo en la frontera entre la Argentina y Bolivia en las próximas semanas.

Asilado en la Argentina desde el 12 de diciembre, ayer, Morales participó de la ronda de los jueves de las Madres de Plaza de Mayo, rodeado de una multitud de militantes. El acto terminó con algunos empujones en el marco del operativo de seguridad. A esto hay que agregarle el acto que realizará en los próixmos días en el norte de Salta.

Fuente La Nación 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...