La leucemia  se presenta  en forma  inesperada y  rápida

"El primer sentimiento que tienen los padres es de culpa. Y el cáncer más común de los niños es la leucemia, que no tiene causas que lo desencadenen", expresó la pediatra Mónica Mazza. Esta profesional, junto a un equipo de médicos y personal de apoyo, trabaja en el área de Oncología del Hospital Público Materno Infantil.

En diálogo con El Tribuno, Mazza y su colega Natalia Fuentes explicaron que otros tipos de cánceres, como el de hígado, riñón o pulmones, pueden relacionarse con distintas causas. La leucemia, uno de lo tipos más frecuentes entre los niños, presenta síntomas como decaimiento, fiebre, dolores articulares, dolores óseos, manchas en la piel y sangrado. Estas son las señales por las que consultan los padres y la única forma de llegar al diagnóstico es a través de un análisis de sangre.

La leucemia es una enfermedad aguda que se presenta de una día para otro, mientras otros cánceres se desencadenan de manera más gradual.

"En la leucemia es tan intenso el síntoma que siempre la manifestación es de poco tiempo de evolución y el diagnóstico, en general, es rápido", expresó Mazza, que detalló que los síntomas se pueden presentar en una semana y, en muy pocos casos, en un mes.

"Hay mamás que tienen muchos chicos o trabajan y no tienen la observación diaria, pero al momento en que se detecta deben insistir con el médico. Tuvimos casos en que las madres llevaron a los chicos a la consulta varias veces por dolor óseo, pero esto es muy inespecífico y puede darse por una gripe o por crecimiento. Entonces hay que reclamar un análisis", agregó Fuentes.

Las profesionales destacaron que, una vez que se dan los síntomas, un diagnóstico certero no demora más de 24 horas. Las "citometrías de flujo" son los estudios que permiten ponerle "nombre y apellido" a cada leucemia.

Este estudio se realiza en Bahía Blanca y se concreta con el envío de una muestra de médula del paciente. Mientras esto ocurre, el oncólogo mantiene el control del paciente y más tarde, en unas horas, se inicia el tratamiento.

"Esto es shockeante para las familias porque pasan de tener un niño que hace una semana estaba sano y jugando a empezar una tratamiento oncológico", analizó Mazza.

Las médicas destacaron que el tratamiento de este tipo de cáncer es diferente al de aquellos que generan tumores sólidos, en los que se toma más tiempo para el diagnóstico.

Atención rápida y tratamiento

Un gran número de casos de cáncer infantil -leucemia en este caso- se presentan en el interior de la provincia, y con mayor frecuencia en Orán y Tartagal.

En la actualidad, Salud Pública cuenta con un sistema de residencias en los hospitales cabecera de estos departamentos, lo que permite reacciones rápidas y consultas continuas sobre casos sospechosos.

El primer tratamiento que reciben los niños es en base a corticoides y debe contar con el control clínico del pediatra para evitar que los pacientes padezcan luego una insuficiencia renal. Una vez que se termina la asistencia con corticoides, que se aplican durante cuatro días, se comienza con la quimioterapia específica que puede recibirse por vía intravenosa o por pastillas.

Este primer período de tratamiento, que tiene una duración promedio de seis meses, puede llegar a extenderse hasta ocho meses por complicaciones o infecciones. Una vez terminada esta etapa, se continúa con un tratamiento de dos años con medicación por la vía oral.

Durante los primeros seis meses de tratamiento no es necesario que el paciente esté internado. "Se apunta a que sea lo más ambulatorio posible, dentro de las posibilidades del niño", expresó Mazza, quien agregó que algunos padres piden volver rápidamente a sus hogares, mientras que otros temen no tener la supervisión médica. "En este caso les explicamos que los tratamientos de quimioterapia generan una baja en las defensas, por lo que lo recomendable es que regresen a sus viviendas y eviten contraer virus interhospitalarios", afirmó.

.

 

 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...