Vecinos piden al fiscal celeridad en la causa por asentados de zona sur

Vecinos de barrios cercanos al asentamiento ilegal que se formó al costado de San Calixto se manifestaron ayer por la mañana en la plaza central del barrio San Remo. Reclamaron por las conexiones clandestinas de agua, la inseguridad y pidieron a las autoridades que tomen medidas urgentes.

Con carteles que decían: "Señor fiscal: conoce el artículo 181 del Código Penal", "Basta de avasallar nuestros derechos", "Exigimos al fiscal decisiones urgente", "Necesitamos tranquilidad", los residentes de los barrioas Scalabrini Ortiz, Pablo Saravia y San Remo se congregaron en la plaza Fragata Sarmiento usando barbijos y respetando el distanciamiento.

Desde mediados de mayo pasado un grupo de personas se asentó en un espacio verde colindante con el barrio San Calixto. Desde ese momento se mantiene una mediación y la gente no se mueve. Los vecinos de barrios de los alrededores sostienen que la inseguridad y las conexiones clandestinas crecieron, por lo que piden una solución urgente.

Teresa, una de las vecinas que portaba una bandera, manifestó a El Tribuno: "Queremos una solución tanto para la gente que vive en el asentamiento como para nosotros. Todos merecemos vivir bien y nosotros ahora nos sentimos perjudicados".

Sostuvo que últimamente se han incrementado los robos en la zona. "A mí me sacaron el canasto de la basura, que puede parecer insignificante, pero eso jamás ocurría antes en el barrio. No estoy en contra de los asentados. No queremos enfrentamientos ni nada. El fiscal Horacio Córdoba debe hacerse responsable y dar soluciones a ambas partes para que todos vivamos tranquilos", hizo hincapié.

Desde otro barrio cercano, ex finca Valdivia, una vecina manifestó que sobre la calle Capitanes de Güemes existe un canal cuyas orillas están tomadas. “Al canal los asentados lo usan como baño. Cavaron una zanja en la orilla y le pusieron una canaleta que cae al conducto. Hay agua verde, basura, botellas y nadie se encarga de limpiar”, aseguró.

En los últimos meses la situación se complicó: hubo algunos enfrentamientos de los asentados con la policía y también cortaron en tres oportunidades la circulación de vehículos en la rotonda de Limache, generando caos.

Ayer uno de los referentes barriales de la zona, José, coincidió en el pedido. "Queremos una solución inmediata por parte del fiscal Córdoba a este conflicto que ya lleva más de 150 días. Necesitamos que las autoridades miren a los habitantes de la zona sur porque aquí necesitamos recuperar la paz de la comunidad", expresó.

Añadió que se registraron robos bajo diferentes modalidades. "Hay asaltos, robos en viviendas, motochorros, grescas, piedras que van y vienen y hay mucha inseguridad. Por la pandemia hay muchos policías aislados y los pocos que quedan tienen que custodiar el predio", señaló.

Rotura del caño maestro

Los vecinos también expresaron su malestar por la conexión clandestina de agua que hicieron los usurpadores el sábado pasado en la intersección de Eustaquio Méndez y Mar de Japón, y que dejó sin suministro a cientos de vecinos, ya que rompieron un caño maestro. Por el hecho hubo varias denuncias, tanto de la empresa de agua como de diferentes vecinos.

"Es una situación ilegal. Si bien toda persona tiene derecho a acceder al agua potable, esto que hicieron afectó a los vecinos de Scalabrini severamente, porque se quedaron sin agua y en otros barrio hubo baja presión", dijo José.

Según el referente vecinal, son más de 30 los barrios que colindan con el asentamiento, conformados por más de 20 mil familias trabajadoras. "Todos necesitamos volver a la tranquilidad de antes. Exigimos una solución al conflicto, siempre en el marco de la paz social, la no violencia y el no desalojo por la fuerza pública. Por eso le pedimos al Gobierno, que ya lanzó un plan de lotes, que revea todo esto y proporcione una solución definitiva para todos", finalizó.

Otra vecina contó que vive a 50 metros del asentamiento y que siente temor porque "si bien al caño maestro de agua lo arreglaron esta mañana (por ayer), nosotros vimos como los asentados se reunieron porque planean volver a romperlo para hacer de nuevo la conexión clandestina. Incluso ya compraron materiales para hacer conexiones clandestinas de luz también".

Y añadió: "Es incomprensible que en estos meses nadie haya tomando una decisión respecto a esta gente. Ingresaron en plena pandemia, durante la cuarentena estricta. Van y vienen sin barbijo. Se adueñaron de la zona".

Caravana

Luego de unos minutos de haberse congregado en la plaza principal de San Remo, los vecinos ascendieron a sus vehículos particulares y conformaron una caravana. Hubo bocinazos. Desde comercios y viviendas otros vecinos manifestaban su apoyo a la movilización con aplausos.

Recorrieron las calles de esa barriada, de Scalabrini Ortiz, las avenidas principales y luego la avenida Tavella y la rotonda de Limache. "Iremos a la Fiscalía de Limache a entregar un petitorio de más de 800 firmas para el fiscal Córdoba", anticipaban los vecinos.

 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...