La Casa de Navidad, un orgullo para los pociteños

La Casa de Navidad, que ya es un ícono en la fronteriza ciudad de Salvador Mazza, fue una iniciativa del docente Roberto Grecco y su esposa Gabriela, y en la actualidad es el lugar elegido por los pobladores de "Pocitos argentino", como se le dice al municipio de la frontera norte, para sacarse fotos, para ir a visitarla y vivir en esta época el auténtico espíritu navideño. Claro que ornamentar toda la fachada de una vivienda tan amplia y de dos plantas no fue un trabajo fácil. Tuvieron que desarmar decenas que cajas que contienen las luces, los odornos y todo lo que se refiere a las tradicionales fiestas para que la casa de la familia Grecco luzca bellísima y alegre la vista y el corazón aún en este angustiante contexto de pandemia que se vive, lleno de restricciones y de temores por los contagios de coronavirus, que hasta hace un mes hicieron estragos en el país.

Amor para armar y desarmar

Pero no es solo la Navidad cuando esta casa requiere un arduo trabajo para vestirse de gala con las luces y entregar su brillo a los vecinos de Salvador Mazza. Otro tanto sucede después del 6 de enero cuando las luces se apagan y se debe guardar todo, indicando con cartelitos qué va en cada caja. Todo debidamente protegido para que nada se dañe.

De noche se transforma en un verdadero espectáculo navideño

"Esto comenzó en el año 2006 cuando mi esposa que es de Jujuy y tiene muy arraigada una tradición de celebración, de villancicos, decidió ornamentar un pino que teníamos enfrente de nuestra vivienda. Como la planta creció demasiado decidimos comenzar de a poco a ornamentar la casa; hicimos armar un pino pero de hierro desmontable y así comenzamos con esta idea que pone muy feliz a la gente del pueblo", expresó el profesor Roberto Carlos Grecco, quien junto a su esposa Gabriela le ponen todo el empeño para concretar todos los años esta linda idea. "Todos los años vamos reponiendo las luces o los adornos que se dañan y como ya tenemos prácticamente toda la base para la ornamentación no nos resulta tan caro. Quienes trabajamos en ornamentar somos mi esposa y yo junto a mi hijito de 5 añitos que se llama igual que yo y que ahora también nos ayuda. Lo hacemos con todo cariño y vemos que a la gente de nuestro pueblo la idea la pone feliz, así que no es solo alegría para nuestra familia".

La ornamentación comienza con la colocación del árbol de hierro y sigue con los arreglos que abarcan la totalidad de la fachada de la vistosa vivienda que luce muy bella todas las noches desde el 8 de diciembre hasta el 6 de enero de cada año.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...