La primera promoción de alumnos con discapacidad

Once alumnos con discapacidad que participaron de las actividades educativas en el aula SEI (Servicio Educativo Integral) que fue creada en la Escuela Técnica Juana Azurduy, recibieron un certificado que los acredita como egresados del nivel secundario, luego de cumplir con un ciclo lectivo estipulado en cinco años.

En el año 2015 la Escuela de Educación Técnica Juana Azurduy de la ciudad de Gral. Güemes autorizó la habilitación de un servicio de inclusión para niños con necesidades educativas especiales. Para este nuevo proyecto educativo se creó un aula donde los alumnos, la mayoría de ellos egresados de la Escuela de Educación Especial Julio Cintioni, pudieron transitar por una educación de nivel secundario.

El aula cuenta con docentes de Educación Especial que tienen a su cargo no solo la enseñanza dentro del aula SEI, sino además el acompañamiento de los niños especiales en algunas actividades junto a grupos de alumnos regulares de la institución, esto como parte fundamental de la actividad inclusiva.

Dependiendo de sus capacidades, algunos alumnos con discapacidad son incluidos con el resto del alumnado en materias como matemática, artística, educación física y a los talleres. Las docentes deben elaboran un proyecto pedagógico individual según la competencia y las características de cada alumno, aquellos que por sus limitaciones no pueden realizar materias compartidas con el resto del alumnado permanecen completando sus actividades de nivel secundario en el aula especial junto a una tutora disciplinaria.

Con respecto a este importante paso en busca de una integración, la directora de la Escuela Julio Cintioni manifestó: "Estoy muy contenta porque es un logro más de estos chicos, es la primera promoción del Servicio de Educación Integral (SEI), con ellos trabajamos mucho para obtener los resultados que hoy estamos disfrutando".

La docente también expresó su nostalgia por el alejamiento de estos alumnos hacia una vida más individual. "Con mucha tristeza debemos despedir a esta primera promoción, las expectativas están centradas ahora en que ellos no vuelvan a quedar inactivos en sus domicilios con una vida monótona y rutinaria, los padres deberán ver en qué pueden trabajar para que en los años posteriores sigan afianzando esta independencia que han logrado".

"Las otras promociones del SEI deben seguir el mismo camino, preparándose para la vida más allá de su discapacidad. Quiero expresar mi agradecimiento a las autoridades de la EET Azurduy quienes creyeron en nuestro proyecto y estuvieron siempre dispuestos a nuestros requerimiento", finalizó la directora Sara Valdez.

Los alumnos egresan y para sus padres es un verdadero tesoro. "Estoy feliz por mi hija, el trabajo que realizaron las docentes es invalorable, ahora mi único deseo es que se pueda planificar algo para que ellos puedan continuar superándose. Sus vidas de ahora en más se van a separar y estos jóvenes buscarán alcanzar alguna inserción dependiendo de sus capacidades. Creo que mi hija con sus capacidades motrices disminuidas es un ejemplo para el resto de los niños, que si ella pudo todos deberían poder, nada es imposible si hay voluntad", manifestó la señora Marcela Aparicio.

 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...