Municipios, con  menos ingresos  por la pandemia

Intendentes de la región aventuran tiempos complicados para las localidades cercanas a la capital provincial. La baja en la coparticipación entre el 30 y el 50 por ciento complica el mantenimiento de las administraciones, dedicadas por ahora debido al aislamiento por la cuarentena obligatoria solo a pagar sueldos, y a esperar alguna ayuda de la Provincia y la Nación para la asistencia social de los pobladores.

En el Valle de Lerma la mayoría de la población depende del Estado. Son trabajadores de la administración pública, entre las áreas de Seguridad, Salud y Educación de la provincia. Otros son cuentapropistas, trabajadores del campo y obreros de las comunas. El resto trata de vivir con los subsidios de los planes sociales, calculados, según datos de los municipios, en 16 mil beneficiarios de las localidades de Guachipas, La Viña, Corones Moldes, El Carril, Chicoana, La Merced, Cerrillos, Rosario de Lerma y Campo Quijano.

"Tenemos menos ingreso de coparticipación y de tributos. No se pueden actualizar los impuestos, todo lo contrario, estamos prorrogando los vencimientos sin intereses, y eximiendo a algunos comerciantes, porque no hay dinero. No hubo ventas y está todo paralizado. Son tiempos complicados", detalló la situación Esteban Ivetich, jefe comunal de Chicoana.

Esta localidad depende exclusivamente de la producción del tabaco y la administración pública. "Estamos trabajando en función de lo que ocurra en el día a día. Los vecinos necesitan que el Estado esté cerca de ellos. Logramos algunas acciones de ayuda, pero el panorama puede ser sombrío si la gente se queda sin asistencia".

Caídas del 50 por ciento

En Rosario de Lerma el intendente Enrique Marínez anticipó que bajaron los ingresos de la comuna en un 50%, y que debido a esa situación están priorizando acciones de gobierno. “Tenemos personal contratado que gana apenas 6 mil pesos, y no podemos mejorar su salario porque no hay dinero. La recaudación bajó considerablemente”.
“Estamos viendo cómo asistir a la gente que lo necesita, pero también debemos cumplir con los compromisos con los gremios. En nuestra comuna no hay sueldos importantes por parte del gabinete. Considero que no es momento para aumentarse”
Martínez confirmó que gana 32 mil pesos como intendente y los concejales 27 mil pesos. “No vamos a incrementar los sueldos políticos. Está difícil recaudar y nos bajó el cobro de los impuestos. A todos los vecinos les falta dinero”, expresó.

 

 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Pandemia del coronavirus

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...