Apostar a jugar una competencia nacional en el difícil contexto económico y sanitario que se vive en el país es un desafío que requiere un proyecto firme y la buena voluntad de sus protagonistas. También del apoyo de factores externos, como la ayuda oficial o de sponsors, para cumplir con el aspecto presupuestario, una de las principales claves para que todo desafío marche sobre carriles normales. 
A pesar de las dificultades que genera la COVID-19 el básquet salteño tendrá en el primer semestre de 2021 una presencia en campeonatos nacionales que nunca se dio. Cinco equipos estarán en el rectángulo de juego: Salta Basket en la Liga Argentina, mientras que en el Torneo Federal jugarán El Tribuno BB, Villa 20 de Febrero, Sargento Cabral y Sirio Libanesa de Orán. 
Los infernales y el verdolaga tienen amplia experiencia en las competencias que les tocará jugar; para Villa 20, Cabral y Sirio de Orán el desafío es totalmente nuevo. 
Salta Basket cumplirá su primera semana de trabajo en el estadio Delmi y sedes cercanas. Los infernales sumaron cinco jugadores en el lapso de una semana, el salteño Facundo Arias Binda, los cordobeses Nicolás Zurschmitten y Federico Pedano y los uruguayos Bernardo Barrera y Emiliano González; de la temporada pasada renovaron Cristian Cardo y Nahuel Buchaillot. 
El plantel se completa con juveniles locales y la conducción técnica del bahiense José Luis Pisani. Para el presupuesto contará con ayuda del Gobierno provincial y de sponsors privados. En los últimos años sumó el bingo, que también es una fuente de ingresos. 
En el Federal cada club debió abonar $100.000 de inscripción, divididos en dos pagos, el 50 por ciento antes del pasado 20 de enero y el resto se abonará según indique la Confederación Argentina de Básquetbol, entidad organizadora de la competencia. 

Los clubes solicitaron la ayuda oficial y desde la Secretaría de Deportes existe el compromiso de apoyar todas las actividades, pero restaría saber a que monto ascendería esa ayuda. Después, el presupuesto se completará con el esfuerzo que realice cada institución. Algunos tradicionalmente realizan venta de comida los fines de semana o en fechas especiales para sumar.
“Por la pandemia no tuvimos los ingresos que el club tenía pensado, pero con voluntad de los dirigentes se han puesto esta participación al hombro y de a poco la estamos llevando. Todavía no llegamos al presupuesto, pero vamos a hacer venta de empanadas, pollos, más los sponsors que estamos tocando, creo que vamos a llegar”, señaló Víctor Rivero, presidente de Sargento Cabral. 
El esfuerzo de Cabral se repetirá en el resto de las instituciones. Contar con una tesorería con dinero suficiente para afrontar los gastos de competencia será vital para el buen desarrollo del proyecto, más allá de los resultados que se consigan en cancha. 
Para muchos jugadores será su primer Torneo Federal y darle a jugadores formados en Salta el rodaje de una competencia intensa ya significa un triunfo en si mismo. Será una nueva experiencia que les puede abrir puertas a futuro que no se abrirían de otra manera. 
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...