Un automóvil Porsche modelo 1992, que perteneció a Diego Maradona durante su época de jugador de Sevilla en España (1992-93), fue subastado este jueves en París por 574.700 dólares, informó la casa especializada Bonhams.
Ese Porsche 911 convertible, que en la actualidad acusa 120.000 kilómetros recorridos, fue recibido por el astro argentino en noviembre de 1992 para que pudiera desplazarse de su casa en Sevilla al centro del entrenamiento del club, que por entonces tenía como director técnico a Carlos Bilardo. Según informó la casa internacional de subastas el auto que el astro argentino condujo en el año 92 durante su estadía en Sevilla en el que fue su último paso por el fútbol europeo le costó al comprador 483.000 mil euros (unos 578.000 dólares), más allá de que su valor oscilaba entre los 150.000 y 200.000 euros.


"Maradona demostró que su pie derecho era tan potente sobre el acelerador como su pie izquierdo con el balón, puesto que fue detenido al volante, tras haberse saltado un semáforo y por conducir a 180 km/h en el centro de la ciudad", apuntó un comunicado de Bonhams, reproducido por la agencia de noticias AFP.
Una vez que Diego abandonó la institución andaluza, el Porsche fue vendido a un millonario oriundo de la isla española de Mallorca, que lo conservó durante 20 años, antes de pasar por varios coleccionistas franceses. El lujoso auto de carreras era guardado en la cochera de la villa que le alquilaba al reconocido torero Juan Antonio Ruiz Román hasta que Diego decidió marcharse del fútbol español a mediados de 1993, antes de recalar en Newell’s Old Boys de Rosario en el que fue su regreso al fútbol argentino y participar en la Copa del Mundo de Estados Unidos 1994.

“Era un espectáculo habitual ver a Maradona en el Porsche en su trayecto hacia y desde los entrenamientos de fútbol. Maradona demostró que su pie derecho era tan dominante en el coche como el izquierdo con la pelota, ya que la policía armada lo detuvo por saltar una luz roja y acelerar a 180 km/h en el centro de la ciudad”, recordó el sitio a través del que se subastó la reliquia con ruedas que tenía capacidad de velocidad máxima de 260 km/h (acelera de 0 a 100km/h en 5,5 segundos), cuenta con motor 3.6 litros, caja de cambios de cinco velocidades y 250 caballos de potencia.

Aparecen

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...